Le realizaron los primeros estudios a Guillermina, antes de comenzar el tratamiento

1

Guillermina Barcos Kapp logró llegar a la tan ansiada cifra de los 50.000 dólares, y el pasado sábado 13 de abril desde el aeropuerto de Ezeiza partió junto a sus padres hacia China, donde le realizarán un tratamiento en el que le implantarán células madres, y desde ese momento comenzará un proceso de adaptación del cuerpo para que regenere la retina y la fortalezca para así ir gradualmente devolviendo la visión a la pequeña de 8 años.

A través de las redes sociales Priscila Kapp comentó que las 08:00 de la mañana de China (cabe recordar que con Argentina hay 12 horas de diferencia), a la pequeña le realizaron análisis de sangre, orina y materia fecal. “Por ahora todo marcha de 10, gracias a Dios, sólo está enojada por el pinchacito para la extracción de sangre”.

“Lloró un poco pero en segundos volvió a su ánimo alegre”, indicó y contó cómo se defiende Guille con el idioma: “Me dice que como no entiende nada de lo que dicen los chinos, ella les responde en francés”.

Pipi Cavagna partió a China y hoy lo hace Guillermina

La familia permanecerá un par de semanas en la clínica de China y según mencionaron, viajaron con otros argentinos que también se someterán al mismo tratamiento, por lo es un alivio “no estar solos en un lugar tan lejos”.

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here