Victoria.- Mario Morasán, un reconocido escultor de C. del Uruguay, publicó en su Facebook documentación con información importante para dar luz sobre el caso de las esculturas requeridas por la Justicia el 11 de octubre en el museo Anadón. Según lo que estos datos aportan, se puede inferir que las estatuas requeridas del Anadón no son las que fueron robadas en 1991 en el Palacio San José.

Por su lado, desde el museo local sostuvieron que “no hay la menor posibilidad de que un perito imparcial diga lo contrario”. “Esperamos que el peritaje no siga demorándose en la Justicia Federal de Concepción del Uruguay y que pronto se haga Justicia con la devolución de las esculturas a la ciudad de Victoria, su legítima propietaria”, continúa el correo enviado por el museo Anadón a nuestro Semanario.

Volviendo a la publicación de Mario Morasán, éste introdujo: “Nota del 3 de mayo de 1979, la Comisión Municipal de Victoria dirigida al Sr. director del Museo y Monumento Nacional Justo José de Urquiza, Palacio San José, solicitando fotografías de Los Cuatro Continentes, como referencias para proceder a restaurar las existentes en esa ciudad. Se adjuntan detalles en una guía con fotografías de las esculturas del Palacio, mancando las partes afectadas de esculturas de Victoria.  Firma la nota: Beatriz Pilnik y María Lucía Cudini, presidente y secretaria de esa Comisión”.

A continuación, el escultor publicó un documento que reza: “En nombre de la Comisión Municipal de Cultura, me dirijo a ese museo a efectos de solicitar, de ser posible, el envío de fotografías o diapositivas de cada uno de los detalles señalados en las láminas adjuntas que representan a las estatuas de Los Cuatro Continentes ubicadas en aquel. Motiva el presente pedido el propósito de la comisión que presido de proceder a la restauración de reproducciones de las referidas estatuas y que han sido retiradas de los paseos públicos donde se hallaban por su notable deterioro. Los elementos requeridos serían de incalculable interés sirviendo como modelo para lograr un trabajo completo”.

El mensaje de Morasán culmina con una frase de Montesquieu: “Una cosa no es justa por el hecho de ser ley. Debe ser ley porque es justa”. A su vez, desde el Anadón concluyen que la publicación del escultor “pone en evidencia que desde el Palacio San José ya se conocía al menos desde 1979 la existencia de este conjunto en Victoria, ya que esta documentación obra en los archivos de ese museo nacional”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here