Ramírez-El Club de Ciencias Olga Carlevaris perteneciente a la Escuela Nº4 Francisco Ramírez, de la ciudad de General Ramírez, fue pionero en la organización de campamentos científicos para que estudiantes de distintas provincias de la Argentina y también de otros países, como Brasil, México, Ecuador, Perú, Colombia, Paraguay  pudieran realizar intercambios culturales como parte del aprendizaje, generar vínculos, intercambiar saberes y motivar a otros estudiantes a continuar investigando y desarrollarse en el camino de las ciencias.

La actividad de alfabetizar en ciencias desde los clubes de Ciencias no es una tarea sencilla, ni de corta duración. Exige tiempo, dedicación, formación y se realiza sin reconocimiento económico, con el trabajo de voluntarios – generalmente docentes, alumnos y personas interesadas.  Expresa Griselda Peltzer, una de las referentes del club, “estoy convencida  de que es una actividad de formación integral con múltiples beneficios para cualquier estudiante que la realice y que contribuye notablemente a formar ciudadanos críticos”.

“El campamento científico lleva once años ininterrumpidos en los que ha contado con el reconocimiento de diferentes organismos del estado como el CGE, ACYTER, la SECYT hoy Secretaría de Modernización del Estado, Ciencia y Tecnología de Entre Ríos, la Cámara de Senadores y Diputados. Y últimamente con un mayor apoyo logístico y económico del Municipio de General Ramírez. El campamento creció y tomó dimensión internacional gracias al esfuerzo cotidiano y muchas invisible de muchas personas que se involucraron en su organización. Un trabajo continuo de muchos meses entre edición y edición”.

“En razón de no contar con recurso humano voluntario para este año me vi obligada a suspender la decimosegunda edición, ya que consideré que no estaban dadas las condiciones de poder organizar un Campamento y Encuentro de calidad como todos estos años”, siguió explicando Peltzer. “Ya en la edición 2018, no se vio reflejado el interés, el compromiso desde los diferentes actores que se involucran año a año para llevarlo adelante. Quiero dejar en claro que esta decisión no tuvo que ver con otros aspectos, ya que conté con el apoyo logístico, económico y humano de parte de la gestión municipal”.

“Propongo para este 2019 que sea un tiempo de reflexión sobre esta actividad para la comunidad ramirense, sobre las cosas importantes que nos pasan como sociedad, que hacen trascender a la ciudad y que va dirigida a un sector de la población tan caro como es a nuestros jóvenes”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here