Tabossi (Paralelo 32).- La División Delitos Económicos de la Policía de Entre Ríos colabora con la Comisaría de Tabossi en investigar la denuncia radicada por una mujer de 88 años, por el supuesto delito de estafa.

Ayer miércoles 11 de noviembre, alrededor de las 15:00 y cuando dormía la siesta, la mujer se despertó por el sonido del teléfono fijo particular; al atender escuchó a un hombre que dijo llamarse Claudio, diciéndole “hola tía como andás”, por lo que lo asoció con un sobrino que vive en Diamante, indica el informe enviado a Paralelo 32 desde la Policía de Entre Ríos.

La conversación siguió y en esa charla fue que el supuesto familiar le planteó que debía cambiar en el Banco dinero que la mujer tenía en su casa. Le dijo que él estaba en el Banco con un amigo para hacerle los trámites para cambiar plata porque tenía tiempo solamente hasta el día siguiente para evitar así que, supuestamente, le descontaran el 50 % del valor.

En el ofrecimiento de hacerle el supuesto trámite, recibió de parte de la anciana el dato de la dirección de la casa, y el hombre -según se indicó en la denuncia la mujer- le pidió que no cortara el teléfono. «Todo fue rápido, para no dejarla pensar», indicaron desde la policía. En ese momento llegó a su casa otro nombre, con barbijo colocado, siendo el supuesto “enviado” del supuesto sobrino que hablaba por teléfono.

La anciana lo hizo pasar y le entregó alrededor de $50.000 que tenía guardados. El otro estafador, que seguía al teléfono, le planteó mientras tanto que “en diez minutos pasaría un camión del Banco, que recauda el dinero, y le iba a dejar la plata cambiada”.

El tiempo pasó, el camión nunca llegó y al no recibir ningún llamado más la mujer empezó a sospechar que algo malo estaba sucediendo. Intentó comunicarse con el supuesto sobrino en Diamante y al no lograrlo llamó a una hermana que vive en María Grande, contándole lo acontecido y manifestandole que en la comunicación telefónica no le llamó la atención la voz del hombre, que parecía ser la de su sobrino, y que tampoco le llamó la atención el tono de voz de quien pasó por su casa a buscar el dinero.

Como dato final, la Policía informó que la mujer se comunicó también con otro sobrino, que trabaja en la estación de servicios de esta localidad, quien le comentó que a esa hora, justamente, había atendido a dos hombres que no parecían ser de la zona que se conducían en un automóvil Ford Focus rojo, y que uno incluso bajó a hablar por teléfono. Tal vez, podría asociarse al hecho denunciado, aunque el estacionero no pudo aportar mayores datos. Continúa la investigación.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here