Victoria.- La planta Ardal SA – Retak, que produce bloques de hormigón celular  en esta ciudad, comenzó la producción la semana pasada según confirmó Claudio Bordoni, gerente de la empresa. Explico que habían caído las ventas y tenía cubierto el stock de acuerdo a la capacidad de la playa de almacenaje. Se vieron entonces en la obligación de implementar un procedimiento preventivo de crisis, de acuerdo a lo que establece la legislación laboral.

El 14 de enero tenían 69 empleados cuando la planta dejó de trabajar, y el lunes 11 de febrero incorporaron 49, reiniciando la producción. Consideró que a partir del 1º de marzo estaría ingresando el resto de los operarios afectados por la suspensión.

Había trascendido en distintos medios periodísticos que uno de los problemas que generaron disminución de las ventas fue el ingreso de bloques que llegaban de China a un precio menor. “Esa es una información errónea”, aseveró Bordoni. Agregó que la empresa fue la que impuso en el mercado los bloques de hormigón celular curado en autoclave, en el 2014 comenzaron a producir en otra planta similar ubicada en el Chaco y el año pasado otra de iguales características que está en Rosario.

El único bloque con estas características está producido en el país y un 75 % del mercado lo ocupa Retak. Agregó que no existe un producto similar que llegue desde el exterior, incluso, en diálogo con Paralelo 32, Bordoni solicitó que en forma específica hagamos mención a esta aclaración.

Reconoció que las ventas están bajas y para reactivar la construcción se necesitan créditos. Actualmente lo que ofrecen las entidades financieras, aplican tasas muy elevadas que prácticamente no se pueden tomar. “Esto influyó en forma directa en la construcción y podríamos decir que estamos transitando en una mesete, desde el punto de la actividad, pero seguimos trabajando”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here