¿Se puede hacer un “uso responsable” de la energía eléctrica ante la ola de calor?

0

En el marco de la ora de calor que se registra actualmente en la provincia, la empresa distribuidora de Energía de Entre Ríos SA (Enersa), emitió un comunicado en el que indica que si bien “el sistema eléctrico provincial responde satisfactoriamente”, solicitan hacer un “uso responsable” de la energía eléctrica, especialmente entre las 13:30 y las 16:00 horas, momento en el que se producen los picos de consumo. Además resaltaron que “la ayuda de la comunidad entrerriana es fundamental para que, entre todos, podamos pasar este verano sin mayores inconvenientes”.

En este marco, la entidad brindó una serie de recomendaciones para cada artefacto que se utiliza en la casa; como por ejemplo el aire acondicionado sobre el que recomiendan regularlo en 24° teniendo en cuenta que, por cada grado inferior a esa temperatura, el consumo de energía aumenta entre un 5% y 7%.

La recomendación además es mantener cerradas las puertas y ventanas de las habitaciones mientras se quiera mantener el ambiente climatizado, y en el caso de contar con más de un aire acondicionado en el hogar, no utilizar todos al mismo tiempo; y apagarlos una vez que el ambiente esté refrigerado.

¿Aire acondicionado o ventilador para dormir?

Los aires acondicionados funcionan moviendo el calor del interior del edificio hacia afuera, mientras que los ventiladores, en cambio, hacen que circule el aire y pueden ayudar a mantener el confort térmico en verano.

Los sistemas de aire acondicionado tienen una ventaja importante frente a los ventiladores, y es que enfrían el aire en lugar de simplemente generar corrientes, pero tienen un mayor consumo y dormir con el aire acondicionado encendido en una habitación puede provocar algunos efectos negativos en la salud.

Está comprobado que el frío, especialmente cuando dormimos que nuestra temperatura corporal disminuye, puede causar irritaciones en nuestras vías respiratorias y puede provocar la aparición de faringitis y laringitis.

Si no encendemos el aire acondicionado, bien porque no lo tenemos o porque queremos evitar este tipo de problemas, podemos recurrir a los ventiladores para tratar de refrigerar la habitación y dormir aunque estemos en plena ola de calor. Usar un ventilador es un buen sistema para tratar de refrescar la habitación, la factura de la luz si tenemos el ventilador todo el día encendido es mucho más asequible, y su uso resulta menos perjudicial para la salud que el de un aire acondicionado

¿Qué sucede con la iluminación?

La principal recomendación es evitar dejar las luces encendidas en ambientes que no se utilizan, y aprovechar la luz natural el máximo de tiempo posible, considerando que amanece más temprano y oscurece más tarde.

Otro punto a considerar es el de ir cambiando los focos comunes o de bajo consumo por focos LED, que aunque al momento de tener que comprarlo puede parecernos caro, se compensa en que duran más y requieren de menos energía para funcionar.

Estamos en la época en que habitualmente en los hogares, si se tiene unos pesos ahorrados, se compra pintura para embellecer el frente de la casa y darle un nuevo tono al interior; para lo cual se recomienda utilizar colores claros en las paredes internas y techos de tu casa, así se podrán utilizar lámparas de menor potencia para iluminar los ambientes.

Finalmente, cada tanto con un paño o un plumero, quitarle la tierra acumulada a los focos, lo cual produce una disminución en la intensidad lumínica en un 50%.

Con la energía en espera, hay que cambiar habitos

Todos los aparatos eléctricos que permanece conectados a la red, continúan consumiendo energía eléctrica, la cual se denomina «energía en espera». ¿Quién se toma el tiempo de desenchufar el horno microondas cuando no se utiliza, o el televisor, o el equipo de música, o la consola de videojuegos, la computadora, o hasta el cargador que utilizamos para el celular?. Según las recomendaciones, nuestros hábitos deben cambiar en ese sentido; además de que como usuarios tenemos que tomar conciencia de que esos pequeños detalles impactarán en lo que refleja nuestra boleta de luz en los consumos mensuales y en los valores que abonaremos ahora que se han quitado o modificado los subsidios.

Si en casa o en el trabajo utilizamos la computadora, en lugar de dejarla en modo espera, que representa hasta el 70% de su consumo en modo encendido, se aconseja apagarla. Y todo artefacto que no esté en uso, y tenga el indicador de consumo de energía en espera (la luz roja en el indicador de apagado), desenchufarlo.

Otro punto a considerar al momento de una compra, el el verificar el etiquetado de eficiencia energética de aires acondicionados, heladeras y lavarropas, lo cual nos ayudará a obtener un mejor costo-beneficio, considerando que los más eficientes son de “clase A” y consumen menos.

A tener en cuenta el uso de la heladera

Ubicar la heladera lejos de fuentes de calor, o a una distancia mínima de 15 cm de la pared o muebles más cercanos.

Asegurarse de que la puerta cierre bien. Cambiar el burlete si está dañado. Abrir la puerta sólo cuando sea necesario y por el menor tiempo posible.

Enfriar completamente las comidas antes de colocarlas en la heladera, para que no trabaje de más el motor.

Descongelar regularmente el congelador o freezer. El sobreconsumo comienza cuando la caja de hielo llega a un espesor de 5 mm.

¿Qué hacemos con el lavarropas y todo lo que hay para lavar?

Aprovechar la capacidad máxima aconsejada por el fabricante para lavar la ropa.

Si se lava poca cantidad de ropa, utilizar programas económicos.

Lavar siempre que se pueda con programas de agua fría.

Usar la cantidad correcta de jabón para no tener que realizar más de un enjuague.

Si a pesar del calor tenes gasa de planchar

Se recomienda el planchar en horas de baja demanda, que es por la mañana o por la noche, juntando una cantidad de ropa que permita evitar el desperdicio de energía con el reiterado encendido y apagado de la plancha.

Otros puntos a considerar es el de evitar desperdicios de calor secando la ropa con la plancha, graduar el termostato de acuerdo al tipo de tejido a planchar, y desconéctar la plancha antes de concluir la tarea para aprovechar el calor remanente.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here