Victoria.- La realización este fin de semana del triatlón de las Siete Colinas fue producto de la enorme tarea que desarrolló el grupo de colaboradores con que cuenta la organización de la fecha.

Este domingo 8 de marzo se corrió la distancia Sprint, que en su segunda edición permitió al local Tomas Clivio imponerse a sus competidores, en una jornada más que especial y con una temperatura que se hizo sentir.

Los atletas pusieron a prueba su estado físico, arrancando con la primera etapa de natación para luego montar las bicicletas; competencia reñida entre el primer y segundo puesto de la categoría que hasta la etapa de ciclismo fue palmo a palmo. Al retomar en pedestrismo el victoriense pudo hacer la diferencia que le permitió consagrarse campeón.

Párrafo aparte ameritan los preparativos que comenzaron desde temprano para poner la carrera en marcha. Se contó con la organización de la Municipalidad de Victoria y fiscalización de la Asociación Entrerriana de Triatlón (AET); entidad que exige muchísimo a las localidades organizadoras de la fecha, lo cual conlleva un movimiento logístico importante para la realización de la prueba cuya mayor parte de la recaudación termina en manos de la AET, siendo que solo arriba a la localidad con un grupo de jueces y fiscales mientras, sin correr con gastos o logística.

Teniendo en cuenta las exigencias para que esta fecha pueda llevarse a cabo este fin de semana, el gobierno de la ciudad entendió que las inscripciones de los atletas victorienses debían ser gratuita para que todos pudieran tener la posibilidad de correr en su tierra, algo que antes no sucedía y que permitió una importante participación de locales.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here