El pasado miércoles, un camión sufrió un inconveniente mecánico con su dirección en el Túnel Subfluvial Uranga -Sylvestre Begnis, que une Paraná con Santa Fe. “Un coche que venía con el chasis cargado con huevos pasó de mano y golpeó del otro lado del túnel. Por suerte quien circulaba en el carril opuesto lo hacía lejos y pudo advertirlo”, había confirmado el director del Túnel por la provincia de Entre Ríos, Juan José Martínez a el Elonce TV.

El rodado de carga obstaculizó durante varios minutos el tránsito por el viaducto, lo que generó largas colas hasta que el problema pudo ser subsanado. Desde el Túnel Subfluvial informaron que “se hizo tránsito alternado y en 30 minutos estaba liberado completamente. Hubo sólo golpes menores en la infraestructura, pero se arregla fácilmente”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here