Pimero dejó de funcionar la versión Web, y luego quedó sin conexión el cliente convencional. Se desconocen los motivos; por lo general, las caídas de servicio se resuelven en pocos minutos.

Los primeros en notar las fallas de WhatsApp fueron los usuarios de la versión Web, que se encontraron con que se les había cerrado la sesión; lo mismo pasó con la app para PC. Pero tampoco pudieron acceder.

Quienes siguieron usando la app en sus teléfonos, encontraron con que al principio los mensajes llegaban a destino, hasta que en un momento los envíos se cortaron.

Por suerte, cerca de las 17.30 (hora de la Argentina) se restableció el servicio de WhatsApp Web y WhatsApp convencional.

Como siempre, en redes sociales los memes aludieron al valor que tiene para casi 2.000 millones de usuarios, y la existencia de alternativas como Telegram.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here