Crespo- Entre el 9 y 10 de abril tres hermanos entre 25 y 30 años, domiciliados en Paraná y acusados por un supuesto homicidio ocurrido en la capital entrerriana en el mes de diciembre, hecho que se investiga en la órbita de la justicia provincial, fueron trasladados a nuestra ciudad para cumplir prisión domiciliaria en la casa de su padre, en Barrio Azul. Hasta entonces estaban en prisión preventiva.

Vale señalar que la prisión domiciliaria es una medida que se adopta generalmente para sacar a los presos o imputados del ambiente donde se produjeron los hechos. La causa que se investiga y por la que se los acusa, hasta el momento no ha sido elevada a juicio.

Esta semana los tres imputados quedaron en libertad, al cumplirse el plazo establecido para el cumplimiento de la prisión domiciliaria, pero con restricciones de ir a Paraná y causar actos molestos o perturbadores para testigos o familiares de la víctima, pudo confirmar Paralelo 32.

Al momento del beneficio de prisión domiciliaria, dos de ellos cumplían prisión preventiva en la Unidad Penal Nº 1 y el tercero en la Unidad Penal Nº 8.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here