Leer en papel, un hábito que se sostiene entre la múltiple oferta digital

0

Crespo.- Pese a que el 23 de abril es el Día Internacional del Libro, en nuestro país tenemos otra fecha para conmemorarlo. En la Argentina, desde 1908 se celebra el 15 de junio; lo que empezó llamándose “Fiesta del Libro”.

La lectura es una práctica que a medida que fueron pasando los años y consigo apareciendo los avances tecnológicos, tuvo cada vez más competidores. La PlayStation, la computadora, el celular, Netflix, son algunos de los motivos por los que los jóvenes y algunos adultos también fueron dejando de lado el hábito, que sin embargo hoy parece estar en recuperación.

Desde la Biblioteca Popular “Orientación” de Crespo, se realiza un trabajo enorme por mantener encendida esa llama y atraer constantemente a nuevos lectores. En el marco del Día Nacional del Libro, Paralelo 32 habló con la bibliotecaria Liliana Müller. 

-¿Se leyó más en pandemia?

– Yo creía que se iba a leer más, pero no. Cuando arrancó todo este tema el año pasado, obviamente que cerramos la biblioteca y por eso no teníamos manera de medir si se leía más o menos. Cuando reabrimos a fines de abril del 2020, empezó a venir la gente de siempre. Pensamos que íbamos a tener muchos más nuevos socios y no, mantuvimos la misma cantidad. Esto nos asombró un poco porque imaginábamos que más personas se volcarían a la lectura. 

-¿Vienen muchos chicos? 

– No. Recuerdo que hace algunos años no teníamos lugar en las mesas, porque todos los chicos venían de las escuelas a hacer las actividades. Pero a partir de la evolución de internet, la costumbre de venir acá a realizar trabajos fue poco a poco desapareciendo. Tenemos grupos de estudiantes de terciarios que vienen a consultar libros y como tenemos Wi-Fi traen sus computadoras. Pero no es la misma cantidad de chicos que teníamos antes a diario en la biblioteca. 

Lo que sí seguimos teniendo son los amantes de la lectura general. Al principio cuando aparecieron los E-Book y todas las maneras de leer por internet, se creía que los libros de papel iban a morir. Pero en el mundo entero, la gente sigue prefiriendo el papel. Hay chicos por ejemplo que vienen y dicen que empezaron a leer tal libro por internet pero no le gusta y quieren terminarlo en el formato tradicional. 

-Hay muchos más lectores adultos que jóvenes, ¿no?

– Siempre fue así. No obstante hay mucha gente joven que lee y hace poco que comenzaron a leer clásicos. La diferencia más notable es que los más chicos vienen a buscar un libro específico, porque vieron la serie inspirada en ese libro por ejemplo. Y a los más grandes los convencés para que, si no está el libro que quieren, se lleven otro. El objetivo nuestro como bibliotecarias es lograr persuadir a la persona para que se enamore de un libro y que lo lleve a su casa.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here