La pandemia incrementó el tiempo de uso de pantallas que afectan la vista

0

Crespo– Los niños y la tecnología son casi inseparables en estos días. Ya sea con fines educativos o simple entretenimiento, los niños pasan una buena parte del día frente a una pantalla (mirando pantallas LED de computadoras, tabletas, teléfonos inteligentes y otros dispositivos digitales).

Los últimos informes publicados sobre el tema indican que los niños menores de 8 años ahora pasan más de dos horas al día con aparatos con pantallas. En los niños entre 8 y 10 años, el tiempo frente a una pantalla se triplica a seis horas por día. Y no es inusual que los niños de la escuela primaria y secundaria pasen hasta nueve horas por día mirando pantallas digitales.

Si se está preguntando si todo este tiempo en la pantalla podría causar problemas a los ojos y la visión de su hijo, la respuesta rápida es: “Sí, lo hace”.

Consultado por Paralelo 32 el médico oftalmólogo Marcelo Dayer comentó que con Salud Pública se está bregando para tratar de paliar problemas en la salud visual debido a la pandemia, a raíz de un mayor uso de la vista.

“Tenemos trabajos virtuales a través de Zoom, los chicos tienen que trabajar con los teléfonos de los padres y todo eso implicó una gran utilización de la visión, lo cual requiere un control de la salud visual, lo que muchas veces se detecta en la escuela o al momento de renovar el carné de conducir. Cuando se hace la atención oftalmológica no es solo recetar lentes –remarca- se detectan otros problemas, si tiene hipertensión, diabetes, alguna vasculopatía general que puede afectar la visión, control de la presión, del fondo de ojo”.

“Este año no se hizo la detección de glaucoma por la pandemia, inclusive los controles a los chicos en la escuela. Hay que renovar eso porque estamos en una situación compleja”- asegura.

– ¿Aparecen muchos pacientes con problemas por el uso de dispositivos electrónicos?

– Están apareciendo muchos chicos. Los defectos ópticos están, si se hace un mapeo de una población determinada, por decir la escuela, y depende de la actividad visual, el síntoma. Hoy estamos casi todos con un teléfono, una computadora; en casi todos los trabajos se usan pantallas. Eso exige a la visión una cierta nitidez y ahí aparece el cansancio visual, consultan porque arden, lloran o duelen los ojos, duele la cabeza, y saltan esos defectos que dan síntomas de astigmatismo, miopía y también, aunque no tan frecuente, la hipermetropía que es lo contrario a la miopía. Todos esos defectos ópticos se corrigen con lentes y se van los síntomas. A veces son pequeñas graduaciones pero gracias a la actividad visual que tenemos hoy día da síntomas.

Una parte de mi especialidad fue en el Sanatorio del Niño en Rosario. Los lentes se recetaban a partir de una determinada graduación, sin embargo, allá por los años 86, ’87 apareció el cable y los dibujos animados, entonces hubo que modificar eso. En muchas casas compraban un televisor nuevo y ponían el otro en la habitación de los niños. Ellos estaban todo el día viendo dibujitos y también a la noche cuando los padres se dormían, cambiando rotundamente la utilización de la visión. Estamos hablando de 30 años atrás y nuestro grupo de trabajo empezó a dar los lentes. Después llegaron los videojuegos, aumentó otra vez el problema y así sucesivamente.

Lo mismo pasa con la utilización de la tecnología. El mundo de los chicos hoy es tecnológico, antes del año ya saben usar el teléfono, nos encontramos con esas cosas que antes no pasaban y les digo a los padres que regulen los tiempos porque si no la criatura cree que maneja la situación. Gritan, lloran, se portan tremendamente mal hasta que les dan el chupete electrónico.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here