Residentes y turistas de Bariloche pudieron disfrutar de una inesperada nevada en pleno verano en el cerro Otto, que está junto a la ciudad.

Los picos de los cerros que rodean a la ciudad amanecieron con una intensa capa de nieve que cambió por completo el paisaje del mes de enero. El frío se hizo sentir, y obligó a cambiar la rutina de los viajeros que esperaban disfrutar de las playas y lagos.

En las imágenes que entrerrianos que se encuentran en la zona enviaron a nuestra redacción, se puede observar el cerro Otto, que se alza 1.405 metros sobre el nivel del mar y es sede de un famoso teleférico desde donde puede apreciarse una gran vista de la ciudad de San Carlos de Bariloche.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here