Konstantin Lapshin, un verdadero artista

0

El brillante pianista ruso, Konstantin Lapshin, tocó este domingo 9 de abril en la ciudad de Victoria en el marco del ciclo musical Victoria al Piano (no habla español). El recital fue en la Agrupación Cultural Victoria.

Lapshin es un pianista afincado en Londres y, a lo largo de su carrera, ha ganado premios en numerosos concursos internacionales. El músico completó su Maestría en Música en el Royal College of Music, de Londres, donde ganó la Medalla de Oro Chappell y el premio más alto de la universidad para el estudiante más destacado: el Queen Elisabeth Rose bowl.

En realidad, si tuviéramos que detallar el currículum de Lapshin, deberíamos dedicar varias páginas sólo para esto. En resumen, se puede decir que se trata de un músico de la elite internacional, de los mejores del mundo, que viene a la ciudad gracias a las gestiones de Laureano Bruno, quien lleva adelante el ciclo musical más importante de Victoria. En este contexto, el pianista ruso dialogó de forma muy amable y cálida con Paralelo 32.

– Barenboim dice que conocer o hablar la lengua del compositor es importante para la tarea interpretativa, ¿qué pensás de esto?

_ ¡Por supuesto! Y es por eso que sucede con tanta frecuencia: los italianos cantan áreas italianas como nadie; los rusos son los mejores tocando música rusa. Lo mismo ocurre con los alemanes, franceses, etcétera. Yo también lo siento. Claramente no percibo la música de la misma manera cuando, por ejemplo, salto de Bach a Rachmaninoff. Puedo sentir que Rachmaninoff resuena con mi alma de alguna manera en un nivel más profundo y subconsciente. Creo que sucede porque, efectivamente, hay una conexión muy fuerte entre la música y el lenguaje (o llamémoslo habla). La música absorbe los modismos del lenguaje (en parte a través del canto) y crea su propio lenguaje. Por eso es tan importante (al menos para mí), cuando interpreto determinada obra de determinado compositor, familiarizarme con sus obras vocales (ya sean romances, canciones, áreas o cantatas, estribillos, lo que sea). Este conocimiento es fundamental para entender cosas tan importantes como el fraseo, la articulación, simplemente la forma en que respira la música, por ejemplo, para mí no sería posible tocar bien las piezas para piano de Rachmaninoff, Debussy o Brahms si no estuviera familiarizado con sus bellas canciones y óperas… Pero, volviendo a las palabras de Barenboim, por supuesto que no es sólo el conocimiento del idioma lo que es importante (después de todo, puede que no sea del todo posible que todo el mundo aprenda algunos idiomas), sino todo el conocimiento de la tradición cultural, incluida la época particular a la que pertenece un compositor, es absolutamente crucial.

– ¿La partitura provee de todos los elementos necesarios para la interpretación?

_ ¡Por supuesto que no! Y ése es el mayor error que cometen los ‘fans‘ de la lectura literal de la partitura: ser esclavos de ella. Ahí es donde realmente necesitamos un nivel muy alto de educación, escuela. Si lo tenés, sabrás que, en diferentes épocas, la relación entre ‘lo que está escrito en la partitura por un compositor’ y la interpretación en sí era diferente. También difiere entre compositores. Por ejemplo, Stravinsky y Ravel fueron famosos por su rigor en términos de permitir una posible libertad de interpretación. Por otro lado, en el caso de Rachmaninov, si miramos su partitura y luego escuchamos sus propias grabaciones de su música, simplemente no reconoceremos lo que está escrito en la partitura. Su forma de tocar es simplemente cien veces más complicada. Y podemos descubrir el mismo enfoque ‘libre’ o ‘romántico’ si escuchamos la grabación de Brahms de su propia música (hay algunas grabaciones históricas de él, lamentablemente de una calidad bastante pobre). Con el tiempo, analizando todo esto, he llegado a la conclusión de que tal desconexión entre la partitura y esas grabaciones simplemente prueba la verdad: es una tarea imposible poner en la partitura toda la información para un intérprete. Tenemos que ‘aprender’ a interpretar la música de una manera artística y al mismo tiempo convincente. Lo cual requiere el período de toda nuestra vida, ¿no es así?

– ¿Qué pensás de las diferencias entre la grabación en estudio y el concierto en vivo?

_Son dos cosas completamente diferentes. Y supongo que encontrarás fácilmente a los artistas que preferirían uno a otro, o que claramente tendrían más éxito en uno de estos dos tipos diferentes de interpretación. Creo que, en general, una grabación es excelente para los artistas que poseen un enfoque más intelectual. De hecho, al grabar piezas o pequeñas partes de una pieza muchas veces y luego enviarla como un todo, estás creando un concepto único en el que realmente podés pulir hasta el más mínimo detalle. El gran Glenn Gould fue, por supuesto, famoso por eso. ¡Un estudio de grabación también es, por supuesto, un lugar seguro para aquellos que se ponen demasiado nerviosos en el escenario! Por el contrario, grabar un CD puede ser un desastre para los músicos que piensan en el público de un concierto como una inspiración para crear una actuación. Y es cierto: lo que podés lograr en el escenario siendo influenciado por una audiencia buena y comprensiva siempre estará en un nivel completamente diferente en comparación con cualquier grabación de estudio súper pulida.

– ¿Cuál consideras que es el rol del interprete?

_ Lo diré de esta manera, arriesgándome a sonar un poco ‘patético’: tratar de llevar a la audiencia a un nivel diferente. Mostrarles que la música clásica puede comunicarse con ellos a lo largo de los siglos, que sigue tan viva como siempre.

– Sos un pianista que ha tocado en grandes teatros del mundo, ¿qué esperas de tu recital en Victoria, nuestra pequeña ciudad?

_ Un montón de regalos y flores. ¡Es broma! Creeme, mi actitud será exactamente la misma ya sea en una famosa sala de conciertos en París o en una pequeña sociedad musical en una pequeña ciudad. Si sos un verdadero artista, no cambiás de actitud. Intentarás hacer todo lo posible para acercarte lo más posible al nivel de genio de un compositor; y tratarás de involucrar a la audiencia en esta difícil tarea.

– ¿Te gusta algún músico argentino? ¿Quién?

_ Bueno, como todo ruso amo a Ástor Piazzolla. Por su melancolía, por la profundidad de sus melodías aparentemente simples, su ritmo emocionante y esa idea genial de crear toda la variedad de música en diferentes géneros, ¡todo basado en una idea simple del tango! Luego, por supuesto, si estamos hablando de los artistas: Martha Argerich y Daniel Barenboim. También me gusta tu vecino, que vive en Paraná, el contratenor Joaquín Soffredini. Tiene una voz absolutamente única y recuerdo haber visto sus grabaciones de uno de los festivales en Francia, cuando el público le estaba dando una gran ovación de pie y la gente estaba tratando de llegar desde afuera a la sala completamente llena, tan inusual y poderoso fue el efecto de su voz.

– ¿La guerra planteada por Rusia a Ucrania, ha afectado tu carrera profesional? ¿Qué piensas de este tema?

_ La guerra no ha afectado mi carrera hasta ahora. Bueno, ha afectado principalmente a quienes apoyan abiertamente la guerra o a los amigos de Putin. Por el contrario, yo he participado en algunos eventos para recaudar dinero para el pueblo ucraniano que sufre. Y todavía haré más. Sabés que para nosotros es la mayor de todas las tragedias rusas, porque toda guerra es horrible, pero esta es la guerra contra nuestros hermanos, hermanas, abuelas y abuelos, son nuestros amigos, parientes, etc. Por ejemplo, una de mis abuelas tuvo raíces ucranianas. Pero dicho esto, otra pregunta surge de aquí. Todo el mundo sabe que se están imponiendo horribles sanciones a Rusia. Pero, ¿alguien ha oído hablar alguna vez de alguna sanción contra Estados Unidos después de haber bombardeado una lista de países? Y creo que todos sabemos el porqué, ¿no?

– ¿Qué mensaje les darías a los jóvenes músicos de pequeñas ciudades como Victoria que quieran realizar una carrera musical?

_ Un mensaje… dedicate a la música como profesión sólo si creés que realmente no podés vivir sin ella.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here