Luego de recibirse de ultra maratonista corriendo 24 horas continuadas en un circuito cerrado de 1.300 metros en el Parque del Lago en nuestra ciudad, en la prueba denominada Desafío 24 horas; el ironman y ultraman Juan José Coassolo, odontólogo y cirujano maxilofacial de profesión; se encuentra compitiendo en Brasil, en la ultramarathon de Sao Jao da Boa Vista, donde debe recorrer 220 kilómetros en 48 horas.

Esta ultramarathon de Sao Jao da Boa Vista, es la mayor carrera de Sudamérica, quienes terminan dentro del tiempo establecido clasifican para correr en el desierto de Badwater en Estados Unidos, que es la carrera más importante del mundo. Son 135 millas, la carrera nace en el punto más bajo, 80 metros bajo el nivel del mar, cruza todo el desierto y sube a una montaña.

En Brasil, Coassolo se encuentra acompañado por otro crespense, Juan Pablo Pittavino; y los argentinos Juan A. Craveri; Juliano Isidoro; y el español Marc Siques.

La carrera se largó este jueves 16 de enero a las 11:00 de la mañana, se lleva a cabo en las montañas de la Serra da Mantiqueira (un subrango de la Cordillera de los Andes) en el estado de Minas Gerais. Esta exuberante cadena montañosa separa Río de Janeiro del estado de Minas Gerais y es una de las pocas áreas fronterizas con la extensa Mata Atlántica (Selva Costera Atlántica) en el sureste de Brasil.

Es considerada la carrera a pie más difícil en Brasil, se corre en el segmento más difícil y desafiante del Caminho da Fé (Camino de Fe o Camino de Fe), el camino de peregrinación brasileño más difícil. Los objetivos principales de la peregrinación de Caminho da Fé son la experiencia de momentos de reflexión y fe a través del ejercicio de caminar, la integración del hombre con la naturaleza y con la religión.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here