Graves problemas de sedimentación en islas debido a la bajante histórica

0

Victoria.- Los humedales en general sufren la falta de agua por los bajos niveles hidrométricos del río Paraná, pero se ha generado un debate al respecto y en general se sostiene que el problema pasa por el “taponamiento” de las bocas de acceso a las islas que impiden el ingreso hacia el interior desde el cauce principal.

Al respecto el Ing. Jorge Di Persia, que desempeña tareas hace muchos años en la Dirección de Hidráulica de la provincia –conocedor de nuestras islas- explicó a Paralelo 32 que el problema no se limita solamente a la sedimentación en las bocas que dan ingreso al agua en el gran Paraná, sino que el trayecto de los principales cursos de agua se encuentran en estas condiciones. Agregó que es común encontrar en los lugares donde pasa el lecho del arroyo o riacho, árboles caídos, con vegetación desarrollada que producen obstrucciones significativas. “No podemos decir que si limpiamos la boca de El Bobo (frente a la costa santafesina) se resuelve el problema, porque  el problema se manifiesta en todo el trayecto”. Agregó que esto necesariamente se debe complementar con la limpieza del todo el recorrido.

El profesional,  especialista en hidráulica,  comentó que trayecto que recorre el final del Riacho Victoria en la zona del Puerto Viejo se encuentra prácticamente embancado. Se trata de un lugar donde se navegaba normalmente. “Circulaban embarcaciones de todo tipo, actualmente está desaparecido el curso de agua”.

Explicó que el sedimento se está arraigando en los lechos, remover todo ese material sólido representa volúmenes de materia (barro) muy importantes.

Por otra parte, encarar el dragado y limpieza de esos sectores sería muy costoso, además se tendría que utilizar en algunos lugares una excavadora de apoyo, por la cañería que hay que llevar en tierra y hacer cierres para que no se vuelva el material.

Técnicamente tendría que hacerse con el auxilio de una draga, aunque a modo de paliativo y aprovechando la bajante, se podría trabajar con  una excavadora oruga o máquinas de cable, pero no resolverían el problema de fondo.

Pasos

Llama la atención que la impresionante Laguna Grande, que se encuentra  a poco de recorrer el Riacho Victoria, riesgosa para los pescadores en días de tormenta por la profundidad de su cause, hora se encuentra con un nivel hidrométrico mucho menor. Para Di Persia, esto se explica porque la red aluvional conformada por los cursos de agua que empiezan en Diamante (La Azotea, Las Mangas) sumado al Espinillo,  el Paranacito y otros cursos de agua importantes, que alimentan la mencionada laguna, tienen escases de agua.

El material sólido es transportado a través de los cursos de agua mencionados, llega a los grandes reservorios, en estos lugares se aquieta generando una progresiva sedimentación. Además, en más de 1 millón de hectáreas de los humedales donde se distribuyen riachos, arroyos y lagunas, se produce este mismo fenómeno.

Complicaciones en la hidrovía

La Hidrovía Paraná Paraguay es mantenida en forma permanente y una empresa es la responsable de garantizar la profundidad necesaria para el transporte fluvial de los grandes buques. Ante la baja del río, todo el material que se extrae del fondo queda en las costas y no respeta las bocas de acceso a nuestras islas, provocado prácticamente un taponamiento de estos lugares.

Al respecto Di Persia –en diálogo con Paralelo 32– consideró que representa una de las mayores causas por la cual se impide la llegada de agua a la costa entrerriana. “No se ha realizado un control, como efectivamente se tendría que hacer para que esto no ocurra”.

Consideró que la provincia de Entre Ríos tendría que plantearlo cuando se vaya a firmar en contrato con la empresa encargada del dragado de la hidrovía. “Es un tema ambiental grave, porque  el daño ya se ha producido. Hace  más de 20 años que ocurre”.

Hay lugares donde no se puede navegar  porque la dinámica hídrica ha cambiado, inclusive en el canal de servicio que hizo la empresa Boskalis, paralela al viaducto, dos cursos de agua el Paranacito y La Camiseta se juntan y en consecuencia el agua se va por otro sector y no aporta a la costa victoriense.

Draga

Finalmente explicó que el trabajo de dragado no se tiene que limitar a la limpieza de las bocas en el gran Paraná, sino que debe ingresar a todos los cursos de ríos importantes. Aseguró que esto no es cuestión de días; se tiene que planificar un trabajo permanente que puede llevar meses o años hasta que se vean los resultados. Habría que evaluar, estimar costos y gestionar recursos para llevar a cabo varias obras que son muy importantes.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here