La Asociación Gremial del Magisterio de Entre Ríos (Agmer), realizó una encuesta sobre las condiciones de trabajo docente en el contexto del aislamiento social, preventivo y obligatoria, como consecuencia de la emergencia sanitaria por la pandemia del coronavirus.

El relevamiento, que abarcó a docentes de todos los niveles y modalidades de la educación formal, estuvo disponible on line para ser respondido a través de una página web entre el 27 y el 30 de abril. El sondeo abordó cuestiones como las condiciones pedagógicas y las estrategias de enseñanza, así como también las condiciones materiales y de convivencia, aunque de la muestra surgió que un importante número de educadores tuvo una sobrecarga de trabajo durante en el confinamiento. Esta realidad se tradujo en que el 82% de los consultados respondió que tuvo una mayor carga horaria destinadas a diversas actividades, “entre las que se incluyen tareas de planificación y desarrollo de clases, seguimiento de los estudiantes y participación en reuniones u otras instancias institucionales”.

En cambio, una proporción menor (15%) consignó que las cantidad de horas de trabajo es similar en relación con las actividades habituales, mientras un 2% indicó que la carga laboral era menor.

En la continuidad del análisis, se pudo establecer respecto a la misma situación que una mayoría (74%) tuvo una sobrecarga de trabajo de más de tres horas diarias, el 24% respondió que lo hace en una proporción menor a tres horas y un 88% de los docentes encuestada señaló que su trabajo llega a abarcar además horarios o días no laborables, como fines de semana o feriados.

En otra de las variables se consultó por el malestar a causa de la acumulación de trabajo. Allí surgió que un 64% experimentó esa sensación y casi el 46% señaló que el mismo es tanto físico como psíquico.

En cuanto a la misma variable “en los casos donde la cantidad de horas es menor o similar a lo habitual predomina la ausencia de malestar (73% y 70% respectivamente), mientras que donde existe una sobrecarga horaria crecen los porcentajes de malestar físico y psíquico, agrupando entre las diferentes opciones un 71% de los casos”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here