Personal policial dependiente de la Brigada Prevención Delitos Rurales Paraná, en la mañana de este viernes llevaron a cabo controles de carnicerías en la ciudad de Crespo, los que se realizaron en conjunto con personal de Fiscalización Agroalimentaria de la provincia.

En tres comercios dedicados a la venta y expendido de productos y subproductos derivados de origen animal lograron decomisar la totalidad de 300 kg de carne, siendo la misma carne bovina, porcina y de ave. Carecían de documentación y sellados sanitarios, evidenciando que provenían de la faena clandestina, destacaron.

En el lugar “se labraron las correspondientes actas de estilo, procediéndose a la desnaturalización de lo decomisado en presencia de testigos civiles”, se informó.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here