“Debemos cuidar como oro cada minuto de clases que podamos tener”

0

Victoria.- Aprobado el inicio del ciclo lectivo 2022 para el 2 de marzo en Entre Ríos, le consultamos a la Directora Departamental de Escuelas, Claudia Pereyra, cómo se preparan los equipos de supervisión y demás programas pedagógicos para afrontar el panorama de 190 días de clases que resolvió la asamblea del Consejo Federal de Educación (CFE) días atrás, y cuál es el contexto de la vuelta a la presencialidad plena.
Al respecto, Pereyra dijo a Paralelo 32: “se nos presenta un año de arduo trabajo y articulación entre los distintos espacios del Consejo General de Educación (CGE) porque realmente hay varias problemáticas surgidas tras dos años de pandemia y no presencialidad, aristas que debilitaron el proceso de enseñanza – aprendizaje, el cual es preciso fortalecer”.

En tal sentido, la entrevistada dijo que han surgido una serie de programas, “como ALEER, propuesta para 1º y 2º grado en todo lo que respecta lecto-escritura, ya que es un punto de debilidad que se notó en todos los niveles. La intención es reforzar la alfabetización en la base para propiciar un entorno superador de todos los años que siguen”.

La directora departamental insistió en que no alcanza con el primer ciclo, y que esta instancia deberá replicarse en los demás niveles, “pero también debe existir una mejora de las prácticas pedagógicas, y ver de qué manera se abordan estas problemáticas para buscar soluciones integrales porque esa falta de comprensión afecta otras áreas del conocimiento más abstractas, como la matemática o la resolución de problemas”.

Al momento de encontrar una explicación a esta carencia, Pereyra lo atribuyó a la falta del docente en el aula, “la virtualidad no lo reemplazó o suplió esa falta, y por ende, intentaremos avanzar en 2022 sobre la presencia docente y el vínculo que propicia ese entorno presencial”

Tema Licencias

Al referirse a las licencias, Pereyra dijo que la amplia franja de vacunación en la población propiciará que el docente y el alumno estén en el aula, “ya que es un grupo muy reducido el que todavía continúa como agente de riesgo, y en general son patologías más delicadas”.

Sobre estos últimos, continuarían de forma remota y/o colaborando con el resto del equipo que asista a los establecimientos, pero se espera que el grueso de educadores pueda volver a la llamada presencialidad plena, con los cuidados acordados: sanitización, uso de barbijo, mantenimiento de distancias mínimas y ventilación cruzada de ambientes.

P32- ¿Y si el congreso gremial optar por el no inicio?

CP- En gran parte de los últimos 20 años el sector docente tuvo inconvenientes en los porcentajes de actualización salarial frente a la inflación, esta coyuntura ha llevado a interrumpir los inicios de clases reiterativamente. Lógicamente uno espera que podamos iniciar las clases sin medidas de fuerza, tomando conciencia que es necesario el comienzo efectivo tras dos años de pandemia sin presencialidad plena, por lo cual debemos cuidar como oro cada minuto de clases que podamos tener, ya que a lo largo se ven las consecuencias.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here