Crespo (Paralelo 32).- En los últimos tiempos se conocieron casos de hogares donde al abrir los grifos de la cocina y los lavatorios de sus casas registran la presencia de arena que queda depositada en el fondo de las bachas de las mesadas, o en las ensaladeras donde tienen previsto lavar las verduras para cocinar. Es un problema que se ha reiterado y obliga a realizar un gasto extra a quienes se ven perjudicados por la imposibilidad de utilizar el agua en estas condiciones. Además de pagar por el servicio no pueden utilizar el agua de red, deben adquirir agua envasada para el consumo.

Para el aseo de la vivienda dejan que el agua repose en el interior de un recipiente así la arena se asienta en el fondo y luego traspasan su contenido a otro balde para eliminar la mayor cantidad de arena posible. Otro inconveniente es a la hora de la higiene personal donde es inevitable salir debajo de la ducha con restos de arena en el cuerpo. Los lavarropas también se rompen, a raíz de que los filtros se tapan de arena. El año pasado se dio el caso de una lavandería a la que se le fundieron lavarropas por esta situación. El problema tuvo solución aparentemente con la reparación de un pozo de agua y desde entonces no volvió a repetirse.

Sobre un caso puntual que hemos conocido, el intendente Darío Schneider dijo a Paralelo 32 que el año pasado se produjo la rotura del pozo Nº 4, que originó este inconveniente, pero fue subsanado tras purgar la boca hidrante. Al repetirse tiempo después la presencia de arena en el agua, como ocurrió en las últimas semanas, señaló que probablemente parte de la arena bombeada por aquella rotura haya estado depositada en el fondo de la cañería y ahora sea arrastrada por la red. Dijo que es un problema que se presentó al final de la red y no afecta a todos los usuarios del servicio, sino puntualmente a alguno. Sobre esto marcó que el inconveniente no se presenta en todos los hogares, porque es una cuestión relacionada a cómo está hecha la instalación de agua y el declive del terreno. A modo de solución dijo que se indicó hacer purgas más frecuente de la red para eliminar estos indeseables restos.

El secretario de Servicios Públicos, Juan Diego Elsesser, coincidió en la respuesta. Consultado por nuestro medio sobre problemas en calle Vieytes y en calle Alem, precisó que hasta el momento hay un solo caso del que tiene conocimiento formal, en Barrio San Lorenzo, donde volvió a realizarse una purga la semana pasada y el agua volvió a salir límpida de los grifos. Desestimó el inconveniente de calle Alem, del que dijo haberse ocupado personalmente.

Sin embargo, la damnificada comentó a nuestro medio que desde hace cerca de un año viene detectando, no siempre, pero cada tanto, arena en el agua. A su lavarropas se le rompió tres veces la válvula de desagote, quedaba el agua en el tambor del lavado. Al hacer la reparación el técnico halló los filtros tapados de arena. Hizo el reclamo al municipio, le purificaron la llave de paso y le hicieron abrir todas las canillas. El inconveniente se solucionó por un tiempo. Comentó que habló con el secretario de Servicios Públicos, quien le dijo que ella era la única con ese problema y que se originaba en el pozo de calle Los Reseros, pero no se sabía por qué. “Frente a la Madre Maravillas –explica- hay un caño roto, lo arreglan por arriba y listo. No sé para qué pago agua, tengo que tener el dispenser para cocinar y tomar, lavas los pisos con arena, no hay respuesta, es como que lo tengo asumido”- concluyó.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here