Crespo.- Radicado en China desde hace varios años, donde desarrolla su profesión, el locutor crespense Mauricio Percara mantuvo contacto con Paralelo 32 por vía Whatsapp, relatando cómo se vive en Beijing (Pekín) – ciudad donde reside– la situación producida por el nuevo coronavirus. No obstante Wuhan, la ciudad china donde estalló el brote del nuevo coronavirus y puesta en cuarentena por las autoridades, está distante unos mil kilómetros de Beijing y es una de las metrópolis más conectadas de China.

Percara explicó a nuestro medio que “en la ciudad se detectaron más de 100 casos y en el distrito Shijingshán, zona en la que reside, solo dos por el momento”.

El joven profesional está en cuarentena por catorce días, a pedido de la compañía para la que trabaja. “El fin de semana –explica- viajé a Vietnam, un viaje que había planeado hacía medio año, con anticipación, ya que con motivo del Año Nuevo Chino tengo mis vacaciones. El  viaje de ida fue normal, solo nos chequearon la temperatura, que son las medidas preventivas que se toma en los aeropuertos y estaciones de trenes de China”. La cuestión fue el viaje de vuelta. “Tuve complicaciones, ya que hicimos en escala en Guangzhou Baiyun International Airport, que está al sur de China. El viaje de ahí a Beijing se canceló y se preparó un nuevo vuelo, sumando a otro vuelto también cancelado. Así fue que se organizó un vuelo diferente juntando a estos dos vuelos en una aeronave mayor, según dijo la compañía aérea por motivos de seguridad. Así fue que mi llegada a Beijing se retrasó en 7 horas”.

En estas circunstancias “la compañía para la que trabajo me solicitó que brinde información detallada sobre los números de los vuelos y número de asientos, para tener un control, como medida de precaución. También me han pedido  que en los próximos 14 días trate de salir lo menos posible de mi casa, trabajar desde mi casa también cuando se retome la actividad laboral suspendida por el Año Nuevo Chino y evitar el contacto con personas si es posible, esto sumado a salir lo menos posible a mi hogar”.

A Mauricio le pidieron cumplir esta especie de cuarentena de 14 días de la Compañía donde trabaja por haber realizado el viaje. “Es lo que piden a quienes hicieron un viaje, que queden en sus casas sin ir a la oficina, porque incluso hay oficinas que durante los feriados siguen funcionando, como la radio en que trabajo”.

En un diálogo más extenso, donde el entrevistado se refirió también a la escasez de algunos productos y de elementos de higiene y prevención, se publicará en la edición papel de Paralelo 32 del sábado 1º de febrero.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here