Cómo es el proceso de desinfección de los locales contra el covid-19

0

En las últimas semanas la realidad de Victoria se vio afectada fuertemente por la pandemia. Así, varios locales comerciales tuvieron que cerrar sus puertas debido a empleados contagiados. Desde la municipalidad se desinfectó escuelas e, incluso, la basílica Nuestra Señora de Aránzazu. En este contexto, consultamos cómo es el proceso de desinfección contra covid-19 en los diferentes espacios.

El empleado municipal a cargo de saneamiento e higiene ambiental es Gustavo Brassesco. En diálogo con Paralelo 32, Brassesco contó: “El fin de semana pasado estuvimos realizando trabajos para la sanitización y desinfección en las escuelas DINAD, Sagrada Familia, Laprida y la escuela número 48. Además, realizamos trabajos de desinfección, esta semana, en la basílica Nuestra Señora de Aránzazu”.

Sumado a lo anterior, añadió: “Nosotros utilizamos un sistema de aplicación espacial llamado Cold Fogging. Para esto, aplicamos amonio cuaternario. De esta manera, sanitizamos todo el ambiente con una niebla fría espacial muy finita que queda suspendida en el aire por varios minutos. Esto cubre todo el espacio del recinto”.

Desde el comienzo de la pandemia, personal municipal trabaja regularmente en la desinfección preventiva de diferentes sectores de la ciudad. Ahora bien, esta semana el trabajo, según dijo Brassesco, se vio incrementado.

—¿Desde la municipalidad se realizan trabajos de desinfección a casas particulares?

—Sí. En algunos casos se nos ha solicitado esto. Generalmente estos trabajos se realizan en aquellos lugares donde se ha producido el deceso de la persona a raíz del covid-19. Nosotros realizamos la desinfección de manera preventiva en los lugares públicos, hay empresas privadas que llevan a cabo los casos particulares. De todas formas, algunas solicitudes específicas se contemplan.

En relación con la peligrosidad del producto utilizado para las desinfecciones, Brassesco dijo: “Cuando nosotros aplicamos la niebla fría dejamos en claro que el producto no es tóxico para la persona (en la dosis que nosotros utilizamos). De esta manera, el producto, en la dosis que utilizamos, no representa ningún riesgo para la persona. No obstante, una vez que se desinfecta el lugar es importante que éste permanezca cerrado para que la niebla trabaje y se incorpore en los espacios, y eso requiere varios minutos. Por ejemplo, desinfectamos en basílica a la mañana y, a la tarde, ya se podía acceder al templo”.

Luego, Brassesco continuó: “Nosotros utilizamos el amonio cuaternario de manera profesional. El protocolo que usamos fue ideado acá en Victoria, de acuerdo con la experiencia que tuvimos por la campaña contra el dengue. No hay un protocolo de la OMS o del Ministerio de Salud que especifique lo que hay que hacer. Con nuestro protocolo hemos tenido buenos resultados”.

Por último comentó: “Desde que empezó la pandemia, incluso antes debido al dengue, no hemos dejado de estar en disponibilidad las 24 horas. Tenemos disponibilidad, medios y productos, estamos muy bien equipados. Incluso, hemos formulado un modo de trabajar que es muy reconocido. Las últimas semanas, como los casos han aumentado, estamos en guardia permanente. Una vez que se nos avisa, nosotros estamos llevando la aplicación de los protocolos en menos de media hora”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here