Censo 2022: Aún restan viviendas por relevar en la ciudad

0

Nogoyá.- El miércoles se vivió una jornada especial en todo el país donde el compromiso ciudadano estuvo de manifiesto a la espera del censista. Si se había hecho digital, o no, las horas previas al 18 de mayo tuvieron aristas propias de un evento extraordinario.

Que si tengo que imprimir el código, si lo puedo dejar pegado en la puerta, si vienen temprano no me voy a levantar, o que vengan a la mañana así ya me queda el día libre, fueron las frases escuchadas en la generación que no tiene más que uno o dos censos en su haber.

En cambio, aquellos que ya cuentan más de tres censos poblaciones, vivieron la jornada de otra manera. Levantarse temprano porque va a pasar el censista, fue un acto de responsabilidad, dejar la casa limpia, tener caliente la pava por si necesitan un café, llenar el termo, ofrecer algo para comer; fueron las preocupaciones y prácticamente obligaciones de una generación que comenzó con esto de los censos cuando éramos unos treinta y tres millones de argentinos.

Hoy somos varios millones más de almas en este bendito país, pero sin ánimo de ser reiterativos y de recurrir a la excusa universal, este censo se retrasó “por la pandemia”. Eso por un lado, pero por el otro, el propio avance tecnológico del siglo XXI también le dio una pizca especial. Pudimos censarnos on line y además el censista tuvo que incorporar una aplicación en su celular para dar cuentas del trabajo realizado y así llevar un monitoreo prácticamente en tiempo de real de como transcurría el operativo.

Pero, como toda cosa nueva, trajo sus inconvenientes. Desde Capital Federal donde ya se experimentan los beneficios de las redes 5G, nos enviaron una plataforma que fue imposible de utilizar en las zonas rurales y en aquellas ciudades pequeñas que aún no tienen buena señal de telefonía celular. Entonces el trabajo del censista fue doble, tuvo que realizar el relevamiento y al culminar la jornada dirigirse a un lugar con señal de celular o conexión wifi para poder cargar su trabajo a la plataforma del INDEC.

Otra arista que nos dejó este censo fue la frase recurrente a eso de las 18.30 horas: “no fui censado”, dando cuentas del malestar de una persona que pasó todo el día esperando por algo y ese algo nunca llegó. Afortunadamente, parece que todos estos inconvenientes estaban en lo previsto por las autoridades del INDEC y por estas horas se continúa con el censo en aquellas zonas donde los censistas no pudieron llegar.

La directora departamental de escuelas María Teresa Pereyra hizo referencia al operativo del censo realizado en el departamento Nogoyá. Si bien destacó que la jornada no presentó mayores inconvenientes, hubo un radio de la ciudad que quedó sin cubrir por cuestiones propias del crecimiento poblacional.

Al confirmar que está más del 90% del departamento en condición de censado, Pereyra también afirmó que “quedaron muchas personas en la zona urbana sin censar, se complicó el operativo, pero para generar tranquilidad a toda la localidad de Nogoyá, se comenzará una etapa que va desde el 19 al 24 de mayo donde se realizarán censos en aquellos domicilios de las personas que quedaron sin censar por parte de los asistentes de fracción, no por los censistas” aclaró.

En esta línea, la directora departamental de escuelas llevó tranquilidad a aquellas personas que realizaron el censo digital y no fueron visitadas por el censista el pasado miércoles: “ya están censadas” aseveró, pero para aquellas personas que no completaron el censo digital se habilitó desde el INDEC un teléfono gratuito donde se van a poder comunicar para ser censados, como así también mediante correo electrónico, con los datos de la provincia, el departamento y la localidad, acompañados de un email y un teléfono.

Respecto del desarrollo de la jornada, Pereyra valoró la amabilidad y respeto de la gente, “hubo gente muy amable que se acercó a la departamental, manifestó su situación y se le realizó el censo tal como estaba previsto. Por estos días se pueden realizar visitas de los asistentes de fracción que estarán debidamente identificados con una credencial” reiteró.

“Estas son las herramientas que se ejecutarán en los próximos días y deseo llevar tranquilidad a aquellas personas de un radio bastante importante de la ciudad que recorreremos en los próximos días para tratar de cubrir el mismo. Si bien se recorrió hasta última hora del día miércoles, quedaron algunos hogares por visitar” señaló la autoridad de educación  y agregó que no es una situación solamente de Nogoyá, sino que se ha dado en todo el país, al incorporar una nueva tecnología que conllevó a un aprendizaje y sus lógicos inconvenientes.

“En el caso de las poblaciones rurales si quedó alguna familia sin censar, se complica porque es un área que no puede acceder a estas nuevas recorridas, pero sí las poblaciones rurales pueden acceder telefónicamente al INDEC o incluso acercarse a la departamental de escuelas para articular las acciones necesarias para que sean censadas” aclaró Pereyra y contó que uno de los segmentos en los que se complicó mucho el operativo, sucedió por el hecho de que se encontró con una realidad particular: en la recorrida previa se divisó una vivienda, “pero al visitarla nos encontramos con dos o más viviendas en las que vivían familias numerosas, lo que generó un retraso en la tarea del censista”. Pese a esto, para las autoridades “no hubo mayores inconvenientes, la gente fue amable, incluso aquellas personas que no fueron censadas y que se acercaron a la departamental fueron respetuosas y mostraron compromiso y comprensión a este arduo trabajo que realizaron cientos de docentes en el departamento Nogoyá”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here