Victoria.- En la Unidad Penal N° 5 uno de los internos de renombre por las implicancias y la repercusión que tuvo su caso, es el cura Juan Diego Escobar Gaviria, que purga “una condena de 25 años de prisión de cumplimiento efectivo”, de acuerdo al fallo del Tribunal de Juicio y Apelaciones de Gualeguay, por “haber sido el autor material y penalmente responsable de los hechos ilícitos que se le imputan”.

Según comentó el Alcaide Myor José Santiago Osuna a Paralelo 32, el mencionado convive en un sector con 14 internos, es el lugar que le asignaron hasta que tenga condena firme, después resolverán donde se ubicará en forma definitiva según lo que establezca la justicia, si sigue en nuestra ciudad o en otra unidad carcelaria.

Escobar recibe visitas más que lo habitual, de todas maneras tiene el mismo trato que sus pares. Las personas residentes en nuestra ciudad lo pueden ver los miércoles y domingos en horas de la tarde, y para los foráneos cualquier día –portando documento– de 8 a 17 horas. En todos los casos la cantidad de personas no puede superar el número de cinco. Llega gente de Lucas Gonzalez y otros lugares que pide saludarlo.

Pasa mucho tiempo en la celda o en inmediaciones del lugar donde está su aposento, tiene  una vida sedentaria a diferencia de otros internos que siempre solicitan hacer algo, manteniendo un bajo perfil. Por su actitud introvertida el Jefe le preguntó a Escobar Gaviria si no necesitaba algún tipo de asistencia psiquiátrica o de otro tipo, pero este le explicó que siempre fue su estilo de vida, “me dijo, yo siempre fui así”, textualiza Osuna. La experiencia, según explicó, indica que en determinadas circunstancias cuando se presentan cuadros depresivos tienen un equipo interdisciplinario para abordarlo, pero aseguró que este no es el caso.

Pasa horas leyendo la Biblia o libros, reza y tiene un buen trato con los convivientes, en general no tiene demandas pidiendo cosas, como sí las tienen otros internos. “También se suele integrar en charlas con los que comparten el espacio y toman mate generalmente”. Además el sector donde se halla alojado es para personas que en líneas generales tienen buena conducta y no son problemáticas. Por otra parte explicó que la conformación de grupos por sectores se hace habitualmente con todo el que ingresa, porque se evalúa cual fue la causa de su condena y se destina a pabellones según el delito que cometieron.

Si bien la capilla tiene una actividad normal en cuanto a la liturgia católica, hay una reglamentación vigente, según lo que determinó el Capellán de la Unidad, Emanuel Tornú. “Escobar no puede celebrar culto, únicamente está autorizado para realizar una auto misa”. Después que terminan el dictado del ciclo secundario, alrededor de las 18 o 19 horas, trasladan al sacerdote de Lucas González a la capilla donde celebra el acto litúrgico en soledad. “Es la única diferencia que tiene con otros internos”.

Situación

De acuerdo a los datos recabados por Paralelo 32, Escobar Gaviria sigue siendo cura y la única limitación determina que no  puede ejercer su ministerio públicamente, esto significa que no puede celebrar misa, confesar u otro tipo de sacramento. Esta representa para  las autoridades de la iglesia una medida preventiva cuando existe una duda sobre el comportamiento de un clérigo. Esta persona, como lo explicó el Jefe de la UP, da misa pero en soledad.

Por cuerda separada la curia sustancia un proceso canónico que no tiene nada que ver con la justicia civil. Si la investigación llega a una conclusión, puede darle la dispensa al sacerdote, que significa que no puede ejercer nunca más como cura, o en caso de que el tribunal eclesiástico comprueba lo contrario, sigue ostentando su condición a pesar de que tenga una condena judicial.

Es decir que no necesariamente cuando se agote la vida judicial y es condenado pierda, su condición de pastor de la iglesia, ya que a esta instancia la determinará el juicio canónico, recabando todos los datos y enviándolos a El Vaticano. Son dos procesos independientes.

 

LEER: Unidad Penal N° 5: Una cárcel que se amplía para evitar hacinamientos

Dejar respuesta