Crespo.- Esta mañana los reforzados toboganes Crucijuegos del Parque Evita amanecieron quemados. Un daño irreparable causado por manos anónimas que le prendieron fuego a los dos tubos de resbaladilla del multijuego, colocado hace tres años en el espacio público.

De esta manera, además de la importante inversión para cambiar las piezas afectadas, que salen de las tasas que pagan todos los crespenses al municipio, los niños se verán privados por algún tiempo de disfrutar de sus momentos de esparcimiento, deslizándose por el colorido y atractivo entretenimiento.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here