Un profesor denunciado por acoso ganó horas cátedra en el instituto donde cursa la denunciante

0
765

Victoria/Nogoyá.- Una alumna que cursaba la carrera de enfermería en la Escuela Normal Superior Antonio Sagarna, de Nogoyá, presentó  una denuncia a la fiscalía de esa ciudad por haber sufrido acoso por parte de un profesor. La causa se sustancia en la Fiscalía de Federico  Uriburu. Se presentaron las pruebas correspondientes que determinaron que el juez, en base a los antecedentes, emitiera una orden de restricción perimetral establecida en no menos de 200 metros por parte del docente.

Esta joven se trasladó a Victoria para seguir sus estudios de enfermería en el Instituto Gaspar Benavento, pero ocurre que el profesor en cuestión se presentó a concursar unas horas en este centro de estudios y las obtuvo.

Esta situación tomó estado público, inclusive el Centro de Estudiantes elevó una nota a la Directora Departamental de Victoria, Claudia Pereyra, dando cuenta de esta situación, especialmente porque pesaba contra el docente, que tenía que tomar la materia, una orden de restricción judicial que debía respetar con respecto a la alumna que lo había denunciado. También tomó intervención en este tema el Director del establecimiento, Ceferino Tejeira, con el objetivo lograr una resolución del conflicto.

En declaraciones a la prensa, la directora Departamental explicó que el profesor denunciado tomó las horas de cátedra porque no se le puede prohibir el derecho constitucional a trabajar. En conocimiento de la situación, según explicó, se recopiló toda la información correspondiente, se elaboró un expediente con todos los antecedentes y se elevó al Consejo General de Educación para que resuelva al respecto.

Por otro lado la funcionaria aseguró que el docente inmediatamente que asumió el cargo solicitó una licencia (no se informó con qué pretexto ni quién lo certificó tan oportunamente), primero por 7 días y después  por 30 días, por lo cual se ha cumplido con la restricción judicial porque la persona involucrada en el acoso no ha concurrido al Instituto, por lo cual no ha existido ningún tipo de contacto con la denunciante.

Siguen las actuaciones y se espera el veredicto final del Consejo General de Educación con respecto a la resolución definitiva del conflicto.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here