Se apagó un año más de farolitos de colores

0
743

Victoria.- Con un número declarado por la organización que se aproximó a los 18.000 asistentes, el carrusel dio un último giro sobre las calles de la ribera. No faltó la alegría y el entusiasmo de los participantes y esa misma euforia de parte del público, que respondió con cientos de tarros de espuma a la fiesta popular más convocante de las Siete Colinas, año donde la reina departamental, Delfina Corsich, pudo recuperar el cetro provincial tras diez años.

Como es tradición, se reconoció con distintos galardones y menciones a las expresiones, y si bien el premio de la moto quedó desierto tras seis intentos de entrega (no faltan quienes pongan el acento en la deficiencia del sonido), el balance en lo que hace al espectáculo y público fue muy positivo para la comisión organizadora que contrató la Municipalidad.

El Más Divertido del País puso su sello una vez más, independientemente de la calidad o terminación de sus componentes, o la falta de ajustes en determinados aspectos que siempre se debaten.

Capítulo aparte para la marea de Terror, ese ‘convidado’ que se cuela por la ventana e interpelan a propios y ajenos como capital provincial del carnaval.

Quizás en 2019 los protagonistas puedan sentarse a debatir qué mejorar, pero lo cierto es que el espíritu sigue intacto, y de él se valen algunos a favor o en contra del espectáculo. Sin dudas hay cuestiones por mejorar, pero otras deben sostenerse para que no caigamos en el error de parecernos a lo que no somos.

Respuestas

Como comisión evaluadora: María Fernanda Gonzálvez, Oscar Córdoba, Héctor Sánchez y Luis María Andrade ofrecieron el martes por la tarde una rueda de prensa donde respondieron a un gran número de preguntas, algunas más incómodas que otras, pero que marcan el interés que existe en que el espectáculo eleve su calidad, sin perder la esencia que lo hace tan participativo y popular.

Somos los tres guapos del bueno humor”, precisó Sánchez para romper el hielo en la antesala de la exposición que inició Andrade, si bien en gran parte de la conferencia tuvo también a la representante femenina (Gonzálvez) como respaldo de las argumentaciones: “Hay dos aspectos que se aclararon de antemano para el carrusel: el primero centrado en el cumplimiento del reglamento, y el segundo fue la valoración del jurado, integrado por 7 (siete) personas distintas por noche, que se expidieron a través de planillas”, dijo el artista plástico.

Además de los premios y menciones, Andrade destacó los destaques honoríficos, que homenajean a aquellos mentores históricos de la fiesta.

Sonido

Consultados sobre la falta de sonido en calle de la alegría al momento del sorteo, Andrade dijo que no era responsabilidad de esta comisión su contralor, sino de la Secretaría de Gobierno. “Y en reiteradas oportunidades se habló para el mejoramiento de este servicio en el carnaval; sabemos que es muy difícil hacer un sonido continuo por la disposición del carrusel”.

A lo que Gonzálvez agregó: “si bien no era nuestra responsabilidad, de igual manera le hicimos algunas críticas constructivas a la persona encargada del sonido; pero mientras sigamos teniendo un corso en redondo, es un tema sumamente complicado. Y es muy caro para los carroceros pagar un sonido propio; además los montos que se manejan en Victoria lo hacen inaccesible”.

Empate

No faltó la pregunta del empate en un segundo puesto, dando a entender que generaba un montón de dudas respecto al sistema de evaluación, y que hizo que no hubiera ganador en la categoría Comparsa. “El empate fue realmente un empate (dixit); técnico, había una mínima diferencia, y teníamos las planillas del comisariato que este año cumplieron un rol fundamental en las decisiones”, añadió Gonzálvez.

Tras esta afirmación continuó: “El año pasado la gente que no entraba en su lugar no pasaba nada, pero este año para poder mantener un circuito fluido… esas cosas se tenían en cuenta. Hubo gente que no estuvo a tiempo”. Siguiendo con esta valoración, dijo: “Ninguno de los dos participantes llegaban siquiera al 60% del puntaje óptimo. En este sentido, este año acotamos los número de 0 a 5, para que no fuera tan conflictivo, si estaban dentro de lo pedido era un 5 y si la faltante era muy marcada se optaba por el cero, en el medio se pusieron varias cifras. Pero la suma de los 35 jurados, y por 5 daba un número óptimo de acuerdo también a los ítems, supongamos que diera 2.000 puntos…”, ese número nadie lo reunía para arribar al primer escalón de la valoraciones.

Más adelante Gonzálvez precisó que esa diferencia entre el 1º y el 2º se buscó que no fuera mayor a 20 mil pesos, para que si alguien obtenía el 2º, 3º o 4º, no viera representado esta pérdida también en lo económico.

Por su parte, Córdoba dijo que noche tras noche el comisariato marcó e informó a quién llegaba tarde, le faltaba carroza, gente, etc. Y enfatizó que esas marcaciones puntuales han sido una exigencia de los propios participantes y el público para que el espectáculo sea mejor, hecho que llevó a incorporarlas al reglamento. “Hubo expresiones que no cumplieron con el número de participantes, no una vez sino varias, dimensiones de las carrozas, otras incumplieron con el proyecto; también pasó que se dispersaban en el circuito retardando el carrusel… ¡lo que intentamos fue ser justos!”.

“Llama la atención que no tuvimos premio en la categoría mayor, pero tampoco hubo en máscara suelta, y en ambos fue por la misma razón”, precisó la integrante de la comisión.

En una de las intervenciones del periodismo, se consultó si esto no pasaba por el poco tiempo que se les dio a las expresiones para organizarse, “puede ser, pero hay quienes hace años vienen participando”, contestó Córdoba.

Propulsión

Sobre la continuidad del carrusel, Gonzálvez fue muy clara en señalar que ya no se trata del carnaval de antaño, donde había gente que prestaba tractores y acoplados,  “eso ya no ocurre, y ahora los tractores son los de la Municipalidad que tiene cinco, y había diez carrozas, por ende si te retrasabas embromabas al resto. Entendemos todas las críticas y las aceptamos, pero hay momentos donde se cae en cuestionamientos sin sentido”.

Conteo

Sobre la evaluación y puntajes, Andrade fue tajante al señalar que la escribana Carla Sobrero tenía en sobre cerrado todas las planillas. “No solamente del jurado que había actuado cada noche, sino también las planillas de seguimiento que hacía el comisariato respecto de número de integrantes, ingreso y demás incumplimientos del reglamento; esto el jurado no lo sabía o tenía en cuenta, porque juzgaba otras cosa de la presentación”.

Una serie de pormenores siguieron aflorando ante cada intervención, hecho que demuestra que este gigante llamado carnaval demanda mucho trabajo y con mayor antelación en todos los frentes. Pero puesto un manto de piedad, la valoración de los evaluadores sigue mostrando un punto positivo, tanto de número de expresiones como del espectáculo en general. Veremos en 2019 si el Más divertido del país, puede tener mayor brillo y despliegue conservando la mixtura de popular.

Los premiados

  • Comparsa Mayor: Obrigado Batería (2º lugar); Batuque (2º lugar) Arte y Magia (3º). Mención: Irupé.
  • Carroza Show: Noche de Reinas (1º); Samba Camba (2º); Hijos del Sol (3º); Ali Mari (4º); Unidos Da Victoria (5º). Mención: Batería 4.40; Mención: La banda sigue tocando.
  • Carroza Tradicional y Humorística: Soy Carnaval (1º); Zemba (2º); La Armonía (3º); Carnaval y Tradición (4º). Mención: Victoria Tierra de Ovnis.
  • Mascarones: Mención: Los Cucos.
  • Máscaras Sueltas: Electra (2º); Abuelas en Acción (3º).
  • Conjunto de Máscaras: La leprosa (1º); El ñandú (2º); Arlequines en el tiempo (3º).
  • Comparsa infantil: Mención: O’ Brigadito; Mención: Unidos Da Victoria; Mención: Irupé.
  • Premios extras:

– Mejor pasista: Fanny Perlin
– Mejor batucada: Ali Marí- Caixande
– Mejor porta bandera: Obrigado Bateria
– Traje fantasía: Arte y Magia.

  • Premios especiales:

–Mario Vechetti: Carnaval y Tradición (carroza tradicional y humorística)
– Osvaldo Rey: Noche de Reinas.
– Príncipe Duarte: Miguel Trezza (director de Batucada Caixande)
– Eker Campañaro: La Armonía- Antonella Alonso; Ludmila Robledo (pasista infantil Unidos Da Victoria)
– Cristina Arellano: Fernanda Balbi (Caixande)
– Luis Capatto: Gerardo Arredondo (Electra)
– Ricardo Brambilla: Lorena Arredondo y Juan Ramón Alfaro (Porta Banderas Samba Camba) ––– Ricardo Girone: Noche de Reinas

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here