Romina Cáceres y Mauro Gorosito fueron los encargados de presentar a Entre Ríos en la primera noche de Cosquín

0
625

Crespo- Pico Rubio (Paraná), solista instrumental y la pareja de baile tradicional integrada por Romina Cáceres y Mauro Gorosito (Paraná) son nuevos valores y grandes representantes de la música y la danza folklórica argentina que llevan el nombre de Crespo a Cosquín.

Romina y Mauro se consagráron ganadores en el rubro Pareja de Baile Tradicional, y cumplieron su sueño de pisar el escenario “Atahualpa Yupanqui” en la primera luna del Festival Nacional de Folklore.

Tras la excelente presentación, los bailarines entrerrianos fueron ovacionados por la plaza Próspero Molina que se animó al sapucai, entusiasmados por la emoción de los bailarines que se adueñaron del escenario.

Entre las delegaciones más premiadas

Paralelo 32 entrevistó a Oscar Zaragoza, uno de los delegados de la sede Crespo junto a Diego Abrard, y al secretario de Gobierno Municipal de Crespo, abogado Julián Maneiro, el rostro más visible del respaldo municipal al proyecto de convertir a la ciudad en sede del Pre Cosquín. Zaragoza, quien además se desempeña como encargado de Programación Artística y Comunitaria del municipio, asiste ininterrumpidamente al Festival de Cosquín desde 1998. La primera vez fue con Grupo Encuentro y luego lo hizo con Los Ches y Los del Gualeyán, a partir de ahí cada año asiste por cuenta propia para vivir de cerca las alternativas del festival.

– ¿Sufrieron mucho en las últimas instancias?
Zaragoza- Sí, se sufrió mucho ya con la previa cuando se eligieron a los 5 finalistas y nos sorprendimos por la cantidad que habíamos logrado. A partir del tercero se nos llenaron los ojos de lágrimas. Fuimos con once representantes de los doce rubros, veníamos con mucha fe viendo lo que pasaba cada noche, pero creíamos que íbamos a tener uno o dos clasificados. Junto a San Juan fuimos las dos delegaciones con más artistas clasificados. El comentario era ‘los nuevos metieron 5 finalistas’.

Después hubo muchos nervios en la final cuando nuestra pareja de baile tradicional fue a desempate. Había alegría por el lugar al que llegaron, pero quedaba esa duda de la finalísima porque compitieron contra una excelente pareja salteña.

Sobre los motivos del éxito, Zaragoza opinó que el acierto estuvo en el jurado convocado para seleccionar a los folcloristas que representaron la sede. “Gente muy preparada y vinculada al ambiente de Cosquín, sabe de qué se trata y lo que Cosquín busca proyectar al país”. Además de reconocer la calidad de los representantes de la sede, habló del beneficio que significó llegar con propuestas nuevas. “El tanguito montielero, el chamamé bailado de la forma que se baila en Entre Ríos, hace que la gente vaya descubriendo cosas nuevas. Quedamos muy sorprendidos por el gran desempeño. Hubo varios desempates y el trabajo del jurado fue muy minucioso”- indicó el delegado.

“Lo de Pico Rubio –agregó- lo veníamos viendo, hubo muy buen nivel musical. Veíamos cómo se perfilaba con el repertorio, con una guitarra bien criolla, tradicional, con micrófono. Todas esas cosas ayudan a que el sonido sea más puro y con temas no tan tradicionales”- definió.

También tuvo repercusión favorable el acompañamiento de los concursantes, un detalle que cumplen todas las sedes.

– ¿Qué le decimos a quienes opinan que Crespo ganó pero no con gente de la ciudad?
Zaragoza- Voy a contar una experiencia que viví cuando fuimos a la primera etapa de la final. Se nombró a Crespo y saltó toda Santa Fe y toda Entre Ríos, porque todos eran Crespo. Fue tremendo escuchar el grito de todos. Ocurre como cuando se forman equipos de fútbol o de básquet, cuántas veces hinchamos por un club y el 80% de los jugadores son de afuera. Este plan se formó con gente de distintos lugares, se jugó de la misma forma para todos y logramos que dos se convirtieran en figuras.

Teníamos un grupo propio de Crespo y fue una pena que a último momento se bajó, creo que hubiese llegado a la final.

Hay que decirle a los chicos de Crespo que se animen, que participen, tengan coraje, que se junten, porque tenemos que entender que en un montón de cosas se terminaron las individualidades.

Punta de lanza de Entre Ríos

El secretario de Gobierno, Julián Maneiro se refirió al desafío de convertir a Crespo en punta de lanza de Entre Ríos para posicionar la cultura en el país. “Si lo vemos solamente en términos de la ciudad quedamos muy acotados”- opinó. Agregó que “en realidad Crespo fue Entre Ríos, y ahí el posicionamiento de la ciudad con respecto a la región cambia sustancialmente”.

Instó a que los músicos y bailarines de la ciudad, como de ciudades cercanas se atrevan a competir y medirse en este gran desafío.

Maneiro dijo que las consagraciones del fin de semana “confirman lo que creíamos cuando trajimos el Pre Cosquín, que hay material en la región para promover y poner a Entre Ríos en el tapete nacional y Crespo como principal baluarte en términos regionales”.

Sostuvo que “hay incentivar que la sede se transforme en una verdadera o posible puerta de entrada a las ligas mayores de la cultura. Nuestro desafío es hacer de Crespo algo distinto, con calidad y que permita a los artistas la posibilidad cierta, asesorada y acompañada de llegar a esos lugares. Son muy pocos los que llegan de la mano de un padrino, el grueso que tiene calidad debe ir a estos certámenes para sobresalir”- afirmó.

Pre Cosquín 2017

Con expectativas superadas y el sueño de alcanzar la meta que no consiguieron plazas históricas del certamen, en Crespo ya se piensa cómo organizar y proyectar el Pre Cosquín 2017. “Como gestión que iniciamos con esto, sentimos el desafío de apuntalar fuertemente la nueva propuesta de Pre Cosquín, empezar a consolidarla, darle continuidad en el tiempo, seguir trabajando con seriedad para transformarnos en una sede importante. Con la primera edición y los primeros representantes estamos en la boca de todos en Cosquín y vamos a seguir estando porque llegaron dos a la final”- sostuvo el secretario de Gobierno.

“Remamos, lamentablemente, con antecedes de otras organizaciones, otros años, no muy favorables. Creo que Entre Ríos tiene un potencial enorme pero viene rezagado con respecto a otras provincias. Vamos a buscar mayor apoyo a nivel provincial para la próxima edición, pero también el apoyo popular, que los crespenses y la zona vivencien más al Pre Cosquín y se lo incorpore en el calendario de actividades de la ciudad”- concluyó el funcionario.

Dejar respuesta