Aldea María Luisa- El presidente de la Junta de Gobierno de Aldea María Luisa, Luis Pablo Schönfeld, comentó a Paralelo 32 que el martes 12 de diciembre fue recibido por el vicegobernador de la Provincia, Adán Humberto Bahl. “Al cumplirse dos años de gestión, fui recibido para hacer un balance del trabajo que venimos desarrollando, proyectando y trazando objetivos comunes a futuro. El más importante, que ya lo veníamos hablando con la ministra de Gobierno Rosario Romero, es la creación del Municipio de Aldea María Luisa, tratándose de una decisión política tomada por el Gobernador Gustavo Bordet”, indicó.

“Insistimos con la idea de que queremos y debemos ser Municipio. No es un capricho, lo merecemos por cantidad de habitantes”, dijo Schönfeld a nuestro cronista.

El jefe comunal analizó la situación y destacó que “Hay algunos pueblos que tienen que ser municipios y está María Luisa entre ellos. Hay mucha expectativa en la aldea, porque está claro que esto así no da para más. No damos abasto, más allá de la buena predisposición que podamos mostrar”.

Haciendo números, comentó que “Tenemos 550 casas en la parte urbana, son 2.200 habitantes aproximadamente, y nos dan $110.000 de coparticipación. Eso significa un caramelo por habitante, para que se entienda claramente el problema que tenemos. Es el momento para tomar decisiones, y pasar a ser Municipio sería una decisión histórica que necesitamos”.

Números

Entre Ríos tiene además de sus 78 municipios, 194 centros rurales de población conocidas como juntas de gobierno, los cuales se clasifican según su población en 23 de primera categoría, 56 de segunda categoría, 64 de tercera categoría y 51 de cuarta categoría.

El proyecto presentado Ejecutivo provincial y que está siendo debatida en la Legislatura, modifica aportes a las juntas de gobierno y sueldos a sus presidentes, secretarios y tesoreros, elevando la compensación mensual, de acuerdo a la categoría del centro rural. “El año fue positivo para María Luisa pese a la coyuntura compleja en el aspecto económico. Hicimos buenas obras, casi 2.000 metros de cordón cuneta, luminaria led con recursos propios, brindamos ayuda social interactuando con las instituciones, desarrollamos los festejos por el aniversario del pueblo, colaborando además con la parroquia, que necesitaba el dinero. También conseguimos algunos subsidios de la provincia, principalmente a través de Mauro Urribarri, que nos ayudó muchísimo. Esperamos seguir en la misma sintonía con Rosario Romero. Será fundamental”, dijo Schönfeld.

“La nuestra es una Junta de Gobierno grande, difícil de manejar, pero estamos yendo por el buen camino. Está paralizada la obra de cloacas y esa es una materia pendiente, porque es una obra indispensable. Con Vialidad trabajamos medianamente bien, más por los contactos individuales que tenemos que orgánicamente, pero todo sirve. Lo importante es que las mejoras lleguen. Falta mucho, pero hay predisposición”, agregó.

Dejar respuesta