Victoria.- Previo a su disertación sobre jardines botánicos en la sede del Instituto San Benito, Paralelo 32 tuvo posibilidad de dialogar en exclusiva con el Dr. Huang Hongwen, de nacionalidad china, actual secretario general de la International Association of Botanic Gardens (Asociación Internacional de Jardines Botánicos). La charla en inglés, con traductora Virginia Zabala de por medio, se dio en el ámbito del inmejorable escenario que brinda la Estancia El Potrero, legado histórico y Botánico de los Vivanco, que actualmente pertenece a la familia La Barba.

Acompañado por la Dra. en Ciencias Biológicas Ana María Molina, presidente de la Red Argentina de Jardines Botánicos (RAJB), Hongwen habló de los esfuerzos que ha comenzado a realizar su país en la temática ambiental, a fin de revertir la contaminación que ha generado su lógica productiva en las últimas décadas. “Sudamérica es muy importante para nosotros en este sentido, y respecto de Argentina, ambos países podemos ayudarnos si trabajamos en conjunto”, expresó.

Hongwen arribó a Buenos Aires, pero en el trayecto entre Rosario y Victoria, que se pretendía hacerlo a través de la unión vial para mostrarle esa parte del humedal, lamentablemente estaba cerrado por una protesta y tuvieron que desviar el curso, sin embargo Hongwen no dejaba de maravillarse por el paisaje, los cursos de agua y las plantaciones de soja. “Es un país muy rico para producir mucha comida, donde vivo (Kwangtung, al sur de China, cerca de Hong Kong) se caracteriza por una geografía montañosa y muy poca llanura, sin embargo allí conviven 34 millones de habitantes”.

En tanto que Molina, contextualizó la importancia de la visita de Hongwen, máxima autoridad de la IABG (Asociación Internacional de Jardines Botánicos), “que tiene como principal objetivo el promover el contacto entre los jardines botánicos del mundo, y él nos viene a proponer integrar el IABG como la división Latinoamérica”.

Agregó que cuando le consultó el porqué de esta iniciativa, el doctor chino que a lo largo de treinta años investigó 13 variedades de Kiwi diseminadas por el mundo, ahondó de igual modo en las Castañas, y detenta una especialidad en genética (promueve y estimula la taxonomía vegetal, que es la clasificación de las plantas), le respondió que la mejor forma de trabajar por el ambiente y la preservación de la diversidad botánica era mancomunando esfuerzos. “Reunirnos como Latinoamérica, para que ese esfuerzo rinda sus frutos, lo mismo que están intentando en otras regiones o mapeos que se plantean para Europa o Asia misma”.

Hongwen está interesado en la conservación ex situ de las especies –puntualizó Molina-, es decir de aquellas que está fuera de su biodiversidad natural y en riesgo de extinción. “También  mostró su curiosidad por saber más de los cultivos y plantas medicinales desarrolladas en nuestro país, pero es central su interés en la conservación ex situ, y el papel que cumplen los jardines botánicos es fundamental en este planteo”.

Tras agradecer la predisposición mostrada por Ricardo La Barba en todo momento de este contacto, Molina dijo que la elección de este jardín botánico que detenta El Potrero (ex Hermanas Vivanco, hoy propiedad de Ricardo La Barba, que fue visitado por Huang) forma parte de un itinerario de tres lugares, “el Thays que es el más antiguo, el de la UBA por ser parte de una Universidad,  y éste privado de Victoria, cuya particularidad es precisamente haber sido diseñado por el Arq. Carlos Thays –el paisajista francés más reconocido del siglo XIX que se enamoró de Argentina, y dejó su impronta en cada lugar que tocó”.

Por este motivo, desde la Red Argentina de Jardines botánicos se está acompañando con distintas acciones de clasificación, etiquetado de plantas y capacitación. “yo siempre le digo a Ricardo (La Barba): es tan o más importante la parte histórica que la botánica de este lugar”.

De China a Victoria

— ¿Qué perspectivas tiene con esta visita puntualmente?

_ Esta es mi primera vez en Argentina, mi propósito es netamente técnico y de acercamiento a partir de la organización internacional de jardines donde soy el secretario general. Esta tarea la he replicado en Colombia, Ecuador, Perú, Bolivia, y este país en particular es muy importante para China por su preponderancia y biodiversidad.

Cuando uno piensa en los últimos 500 años las plantas de Sudamérica jugaron un rol importantísimo y alimentaron el mundo, este continente es muy importante para todos los seres humanos.

Si nos unimos y hacemos una gran comunidad de jardines botánicos, podemos lograr grandes cambios y avances. Primero la conservación de las especies, en segundo lugar Sudamérica presenta oportunidades que no se dan en Norteamérica, como por ejemplo la idea de explorar y obtener información para muchos campos, desde medicina a industria de materiales, entre otras tantas, aquí hay un gran potencial.

China tiene una gran diversidad de plantas pero las de aquí son totalmente distintas, en razón de esto el tercer objetivo es un intercambio entre la comunidad botánica de aquel país y el nuestro, podemos llegar a necesitarnos unos a otros.

Sobre el final, este Semanario consultó si anteriormente a esta visita hubo otro contacto similar con el país oriental, “Ana Molina hizo el primer contacto, anteriormente no sabría decir si se ha viabilizado otra visita de estas características y con estos fines”. Hongwen remarcó lo difícil que le fue obtener la visa para ingresar a la Argentina. Él se enteró hace un año atrás de la Red Argentina de Jardines Botánico por un congreso que Molina organizó con esta entidad en Córdoba, donde asistieron los representantes de los 46 espacios que funcionan en Argentina (entre municipales, estatales y los arboretum–restringidos a las especies arbóreas), pero aquella vez no pudo por estos inconvenientes administrativos. “El problema de los jardines botánicos en Argentina es que no tienen un presupuesto, más allá que realicen investigación, desarrollo y genética de especies”, resaltó Molina.

En China, Hongwen sostiene que es diametralmente opuesto este escenario, “el gobierno ha comenzado a prestar atención al medio ambiente en los últimos veinte años, porque tras un rápido desarrollo económico tenemos severos problemas de polución y contaminación en general, y por eso las plantas representan una forma de comenzar a contrarrestar y equilibrar esos efectos negativos, tanto en nuestro país como en el mundo; todos los gobiernos del mundo deberían hacer esfuerzos para la conservación de plantas, porque no importa si es un país rico o pobre, el tema es que sin las plantas no vamos a sobrevivir, si protegemos las plantas nos estamos protegiendo a nosotros mismos”.

Dejar respuesta