Crespo.- El presidente Mauricio Macri sorprendió con un decreto que limita el nombramiento de parientes de altos funcionarios en el Estado nacional. Estableció a través del Decreto Nº93/18 “que no podrán efectuarse designaciones de personas, bajo cualquier modalidad, en todo el Sector Público Nacional, que tengan algún vínculo de parentesco tanto en línea recta como en línea colateral hasta el segundo grado, con el Presidente y Vicepresidente de la Nación, Jefe de Gabinete de Ministros, Ministros y demás funcionarios con rango y jerarquía de Ministro. Quedan incluidos el cónyuge y la Unión Convivencial”. Quedan exceptuadas de la prohibición “las personas designadas mediante procesos de selección por Concurso Público de antecedentes o que cuenten con estabilidad en el cargo”.

La medida sólo alcanza al Estado nacional, pero el impacto político llega también a provincias y municipios. El nombramiento de parientes es uno de los temas más urticantes para el contribuyente argentino y el decreto presidencial tocó un punto muy sensible de la epidermis ciudadana. En las redes se salió a aplaudir y señalar con el dedo casos de nuestra comarca.

En la Municipalidad de Crespo hay funcionarios con parentescos diversos entre sí. El hermano del intendente está al frente del área de Seguridad, los esposos Maneiro–Ruda ocupan importantes cargos en el gabinete; hay concejales y funcionarios unidos por lazos matrimoniales y familiares. Como en todo pueblo del interior. Consultado por Paralelo 32, el intendente Darío Schneider sobre las medidas del gobierno nacional, consideró que “son correctas y necesarias, orientadas a corregir situaciones no deseadas en los ministerios nacionales”. Pero, subrayó que “nosotros estamos en otro contexto. Debemos tener en cuenta la escala de nuestra ciudad con 20 mil habitantes, los vínculos y las relaciones son más estrechas y mucho más difícil también conseguir profesionales que quieran dejar su actividad privada para trabajar en el sector público”. Dijo que “Cuando asumí la responsabilidad de gobernar, conforme un equipo de trabajo teniendo en cuenta su formación, capacidad y compromiso. Por lo que pensé en las mejores personas par llevar adelante una tarea que se sabia muy difícil, y creo no haberme equivocado con esta elección. Somos un equipo, un grupo de crespenses que hace muchos años venimos trabajando juntos, preparándonos para este momento, compartiendo ideas y proyectos para mejorar nuestra ciudad”, a lo que agregó que “a las personas hay que juzgarlas por su honestidad, transparencia, idoneidad y compromiso social, siendo estos los criterios que rigen esta gestión y con los que evalúo a este equipo que me acompaña y que me seguirá acompañando”.

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here