Mamá ¿qué es una juguetería?

0
2731

Preguntémosle a un niño de 6 años qué regalo aspira recibir para su cumpleaños. Es altamente probable que no pida “un trencito eléctrico” o “un robot de su super héroe favorito”. Querrá algún artículo electrónico, póngale un pack de juego Ps4 del Fortnite, para la Play, y si tiene 10 años y espíritu competitivo querrá competir con Fortnite por el ranking de los diez mejores players in the world (mejores jugadores en el mundo) y pedirá mejor equipamiento para ser más eficaz en la competencia. En suma, “juguetes” que se compran en las casas de electrónica y cibernética, que en este punto les han ganado de mano a las jugueterías.

Tampoco es una fija para los comercios de electrónica formalmente constituidos, que pagan alquileres, impuestos, personal, luz, etcétera, que ese pedido vaya a caer a sus manos. Los padres del niño quizás intenten la compra por Internet, tras haber rastreando precios y condiciones de envío.

Una noticia que se publicó esta semana en Paraná sobre el cierre de una juguetería con más de tres décadas en el ramo, nos invita a pensar que quizás las jugueterías, así como las conocemos, no permanecerán en el tiempo. El cierre, según la propietaria, se debe a múltiples factores donde también juega la situación económica actual, pero la mujer fue clara en este concepto: “Antes –ejemplificó- vendíamos muñecas Barbie hasta los 12 años; hoy a esa edad las nenas no juegan más con muñecas sino que van a bailar”.

Otro renglón que han perdido las jugueterías es el de los recién nacidos hasta el año o tres de edad, que fue cooptado por los comercios especializados en productos de confort para bebés, porque las compañías proveedoras ampliaron el ramo y también fabrican juguetes, con un nuevo concepto y materiales supuestamente más amigables con los párvulos.

Todo evoluciona y en ese proceso algunos se reinventan, otros quedan en el camino y otros ocupan su lugar. Lo injusto es que lo ocupe la venta on line, competencia inevitable pero desleal, que vino para quedarse.

En un tiempo por venir, ojalá lejano, quizás se oiga la voz de un chico preguntando ¿qué es una juguetería? Lo que no morirá es el juego de los chicos con elementos físicos, porque está en su esencia. Los chicos juegan para aprender, imitar a los mayores, socializar, desarrollar su personalidad, pero por sobre todo para ser felices, y en esa búsqueda les bastarían dos palitos y una piedra.

 

(L.Jacobi)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here