Luego de las precipitaciones que se registraron en nuestra ciudad desde la madrugada, el sol apareció y las nubes se corrieron del firmamento permitiendo que la mañana de este martes sea soleado y muy húmedo, tornándose agobiante el andar caminando por la ciudad. A las 12 del mediodía la temperatura que se registraba era de 27 grados, pronosticándose una máxima que rondará los 31 grados.

Dejar respuesta