“Hoy el Estado asume esa inversión que previene una enfermedad que, para los niños, puede llegar a ser fatal”, dijo a Paralelo 32 el Dr. Javier Ascúa, quien hizo varios anuncios con respecto a mejoras en el Hospital.

Nogoyá.- Desde el hospital San Blas se informó que con la puesta en vigencia del nuevo calendario de vacunación, los varones de 11 años también deberán recibir de forma obligatoria la vacuna contra el virus del papiloma humano (VPH), tal como se viene realizando con las niñas de esa edad, según indica el Ministerio de Salud de la Nación.

Así, y luego del anuncio por parte del gobierno provincial de los cambios en dicho calendario, desde el nosocomio local destacaron que los niños de esa edad deben acercarse a la institución de 7 a 13.30 con el certificado de vacunas.

Cabe aclarar que, al igual que las demás vacunas incluidas en el Calendario Nacional, la nueva incorporación no requiere orden médica, es de acceso gratuito y de carácter obligatorio.

Reducir riesgos

El VPH es una familia de virus que alcanza tanto a varones como a mujeres. Existen alrededor de 100 tipos, de los cuales 40 afectan a la zona genital y/o anal, y se dividen en dos grandes grupos. Por un lado, los VPH de bajo riesgo oncogénico, que generalmente se asocian a las lesiones benignas, como las verrugas y las lesiones de bajo grado y, por otro, los de alto riesgo oncogénico que pueden evolucionar a lesiones precancerosas y a cáncer.

La vacuna se incorpora de manera complementaria a la que ya está en vigencia para mujeres, con el objetivo de generar equidad y disminuir la morbimortalidad por el virus que no sólo genera cáncer de cuello de útero sino que también produce cáncer de pene, de perineo y de faríngeo en los varones en un alto porcentaje. Esta herramienta de inmunización se aplica a niños varones de 11 años de la cohorte 2006, en dos dosis, la primera al día 0 y la segunda a los 6 meses

La resolución fue informada en el Boletín Oficial, y modifica la disposición anterior, de mayo de 2011. Desde ese año, la vacuna contra el VPH forma parte del Calendario Nacional de Inmunizaciones. Es obligatoria y gratuita para las niñas de 11 años, con un esquema de dos dosis: la primera a esa edad y la segunda después de seis meses. Para los varones el esquema será igual y abarcará a los niños de 11 años nacidos a partir de 2006.

El objetivo de la vacuna es reducir la incidencia de cáncer de útero en las mujeres. Al extender el esquema a los varones, se busca disminuir la circulación del virus, y también prevenir otras enfermedades asociadas al VPH en varones.

Medidas contra el VPH y la  meningitis

Entrevistado por esta situación, Javier Ascúa, director del hospital San Blas, se refirió a la importancia de las nuevas medidas e hizo mención a algunas de las acciones llevadas adelante en los últimos días en la institución.

El calendario de vacunación se amplió garantizando nuevos derechos a aquellas familias que debido a los altos costos no podían acceder a una vacunación completa. Así, entre las nuevas vacunas que estarán próximamente disponibles en la ciudad de forma gratuita se encuentran, como mencionamos anteriormente, la de VPH y a partir de este 2017, los bebés desde los tres meses de edad deberán recibir el tratamiento contra el meningococo.

“Me parece algo muy positivo”, indicó Ascúa respecto a las nuevas medidas nacionales, y amplió: “Hasta ahora era una vacuna que la pedían los pediatras, era muy costosa, las obras sociales daban muy poco descuento y los papás que tenían que pagarla debían asumir un costo muy importante. Hoy el Estado asume esa inversión que previene una enfermedad que, para los niños, puede llegar a ser fatal”.

Contra la meningitis

La vacuna contra el meningococo está indicada para los bebés que cumplan los tres meses a partir de enero de 2017 con un esquema de tres dosis a los 3, 5 y entre los 15 y 18 meses de vida.

El meningococo es una bacteria que provoca enfermedades graves como la meningitis (inflamación de la membrana que cubre el cerebro) y sepsis (infección generalizada), con consecuencias fatales o secuelas neurológicas irreversibles como pérdida de audición y discapacidad neurológica. Los niños menores de 1 año constituyen el grupo más vulnerables.

La bacteria tiene la característica de invadir las vías respiratorias de los adultos y de ahí contagiar a los niños. En los adultos es asintomática pero se transmite a los niños y allí se genera la enfermedad. La vacuna es Menveo Tetravalente, y protege contra las cepas A, C, W135 e Y.

Cambios de turnos

El hospital público es un lugar donde suelen escucharse demandas de toda índole, sin embargo la administración de los turnos solía ser una de las quejas permanentes de los pacientes. En este sentido, el director comentó: “Veíamos que el manejo de los turnos no era el adecuado y en función de las sugerencias que nos hacían, las tomamos e hicimos algunas reformas, eso no implica que es sistema con el que estamos trabajando sea el mejor sino que puede ir mejorando continuamente”.

Por otro lado, el funcionario hizo referencia a la reunión mantenida la semana pasada con el ministro de Salud de la provincia. Según relató a este medio de la visita se obtuvo un nuevo ecógrafo que llegaría próximamente a la ciudad.

“Además llevamos un relevamiento de todos los servicios, ahora queda en nosotros ir haciendo los cotejos de precios y los pedidos para que a estas cosas las empecemos a conseguir”, informó Ascúa, y sumó: “De la reunión participó personal de arquitectura que se encarga del área de salud; charlamos sobre los siete consultorios que están en marcha y el área administrativa, le estuvimos planteando una guardia independiente para el hospital, algunas cuestiones del asilo de ancianos y quedó pendiente un relevamiento para que se termine de ver el tema de la infraestructura”.

Más comunicación

Finalmente, Ascúa destacó las nuevas formas de comunicación de la gestión y reconoció la importancia de las redes sociales. “El hospital tiene que ser una institución de puertas abiertas y no esperar al paciente. A veces de manera física eso se torna complicado y hoy a través de las redes sociales nos permite llegar al paciente y conocerlo de una manera diferente. Además nos permite informar sobre cosas que se hacen y que a veces hasta el propio empleado del hospital desconoce”, apuntó.

Dejar respuesta