La paritaria salarial docente se cerró abruptamente este miércoles, determinada por el fracaso de las negociaciones entre los sindicatos y el Gobierno.

En la audiencia de este miércoles, el Ejecutivo “reformuló la propuesta realizada ayer que terminamos de enterarnos en los medios y que ha sido la propuesta completa del 18 por ciento en tres tramos, marzo, julio y octubre con la cláusula de revisión de acuerdo al índice de inflación que determine el Indec”, explicó Peccín.

Y afirmó: “Hemos rechazado la propuesta exigiendo una nueva, enmarcada en lo que nuestro congreso ha definido, exhortando y denunciando al Gobierno nacional respecto a la no convocatoria a paritarias y al Gobierno provincial porque esto le garantizaría mayores ingresos”.

Agmer en congreso el próximo jueves determinará “las acciones a seguir”, precisó el secretario general aunque adelantó que “mañana jueves es el congreso nacional de Ctera del cual seguramente saldrán definiciones por el no inicio de clases por la no convocatoria a la paritaria nacional”.

“El Gobierno nacional tiene prisioneros a los gobiernos provinciales para que no excedan ese porcentaje que no es lo que refleja el índice de inflación previsto para el 2017”, declaró Peccin.

“Vemos un panorama negro –continuó – porque no hay respuesta favorable a la pérdida del poder adquisitivo del 2016. Se parte de una negociación sin tener presente los casi 10 puntos perdidos del año pasado y con un 18 por ciento ficticio porque se está presionando en todo el país para que ninguna provincia vaya sobre este porcentaje”.

AMET: “Es probable que el conflicto se judicialice”

El secretario adjunto del sindicato de los docentes técnicos, Carlos Varela, tras afirmar que su sector también rechaza la oferta, expresó la necesidad que tienen los docentes de “recuperar el poder adquisitivo perdido en 2016”.

Precisó que así lo dejaron planteado en la mesa paritaria, como también que la propuesta de aumento del 2017 “tenga una cláusula automática en caso de superar la inflación del Indec”.

Varela, por otro lado, no descartó que se “judicialice” el conflicto. “Es probable, son herramientas que tiene el Gobierno”, dijo y analizó: “Cuando el Gobierno acude a una conciliación no hay que tenerle miedo ni buscar pretexto por parte de los docentes, sino que es una falla de los gobernantes que no tuvieron cómo solucionarlo y lo pasaron a otro ámbito como es el judicial”.

Sadop: “Seguramente se definirán acciones directas”

“En sintonía con los demás, hemos rechazado la propuesta por insuficiente. El viernes hay un plenario de Sadop en Paraná y seguramente se definirán acciones directas”, indicó por su parte el secretario general de Sadop, Sergio Pessoa y coincidió con el oscuro panorama que avizoró su par de Agmer.

 

Dejar respuesta