La industria pesquera puede crecer pero necesita condiciones

0
285

Victoria.- La pesca sigue siendo una de las actividades importantes dentro de la economía de nuestra ciudad, fuera de la cuestión agropecuaria. Su valor pasa principalmente por ser una actividad muy demandante de mano de obra.

Haciendo consultas en distintas empresas, coincidían en que actualmente la captura mejoró en forma manifiesta y los frigoríficos se encuentran ante situaciones complicada para poder procesar todo lo que reciben; además deben planificar la utilización de cámaras para que no se saturen.

Esto ocurre con el repunte que ha tenido el río Paraná en todo su trayecto. Hace 15 días la realidad era otra la pesca diaria era poca y comenzó a preocupar a los hombres del río. Estos clásicos ciclos son una constante, además en años anteriores había que medir ejemplares porque muchos no cumplían con las exigencias de Fauna. Ahora todos tienen un peso y medida  que exceden ampliamente las disposiciones reglamentarias.

El titular de una de las plantas más importantes de procesamiento de la región,  Oscar Poletti (Epuyen), aseguró que con lo que viene produciendo el río hace mucho tiempo que  no disponen de los cupos de exportación que están necesitando. “Coincido con el mensaje del presidente, que tenemos que generar una mayor actividad para aumentar divisas, también el municipio se preocupa para que se radiquen empresas y colaboran con las existentes, pero si se pudiera exportar mayor cantidad de sábalos se alcanzarían ingresos brutos por más de 15 millones de dólares al año entre todas las empresas”.

Agregó que el tema no se agota en el producto, la cantidad de continentes de cartón y plástico necesarios para empaquetar el producto que necesitan las empresas y que se vende en el mercado interno, ameritan la apertura de pequeñas pymes que se aboquen a producir estos productos para abastecer a la industria de la zona.

La cantidad de pescadores supera los mil en el Departamento, a esto se le suman más de 400 operarios en las plantas, comentó Poletti en diálogo con nuestro Semanario.

Sigue siendo importante la venta al exterior, de sábalos especialmente, aunque  bajó la comercialización de taruchas y boga, que siguen teniendo un buen nivel de captura.

Cupos

En total en el 2017 los cupos para exportación de pescado de río (especialmente el sábalo) alcanzó las 15 mil toneladas, de las cuales alrededor de 8 mil correspondieron a las plantas de nuestra provincia. Consideró que al momento de otorgar las cuotas del 2018  sería interesante que se tenga en cuenta  a nuestra provincia especialmente, porque dispone de una infraestructura de primer nivel para procesar la producción y apuntar a la exportación, señaló.

Trabajaron en forma equilibrada

Para Carlos Perrin, encargado de la empresa Curimba SA, este año se ha podido trabajar normalmente aunque con precios bajos, si bien se pudo seguir procesando,  los márgenes son muy limitados.

La naturaleza ha regulado por etapas la actividad. Se comenzó con altas  marcas hidrométricas y buena captura, después se produce una baja pronunciada que disminuyó sustancialmente la pesca durante un corto tiempo y ahora con el repunte se volvió a mejorar. “No solamente en cantidad sino que las medidas de los sábalos superan ampliamente las exigidas”, comentó en  coincidencia con lo planteado por Poletti. “Vamos a terminar bien el año con la actividad”.

Reconoció que el precio para el pescador no se pudo mejorar demasiado por las limitaciones del mercado y  además sufren el flagelo de la inflación.

Problemas

En diálogo con Paralelo 32, Perrin comentó que después de muchos problemas que tuvieron con los pescadores, se realizaron reuniones con autoridades e inclusive en algunos casos llegaron a la justicia, la cuestión se fue normalizando. En el 2017 se lograron acuerdos que permitieron trabajar durante todo el año, empresas y pescadores.

Exportación

Aseguró que las plantas de procesamiento que tiene nuestra provincia superan en calidad y capacidad  la de otros lugares. El mercado internacional ha retomado los pedidos y posiblemente se hubiera podido exportar más si incrementaban los cupos. De todas maneras, los precios se mantuvieron a lo largo del año, lo que mejoró en parte fue el aumento de la cotización del dólar.

Preocupación

Perrin se mostró preocupado con respecto a lo que puede suceder el año venidero. En la misma línea que el titular de Epuyen, sostuvo que siempre los cupos se repartieron entre las provincias bañadas por el Paraná, la mayoría se repartía entre Entre Ríos y Santa Fe, quedando para Buenos Aires un porcentaje menor porque la industria tiene un escaso desarrollo. El otorgamiento de los cupos de exportación es potestad del gobierno nacional.

La semana pasada se realizó una reunión en la provincia donde intervinieron representantes de empresas y funcionarios, donde se planteó  que el gobierno nacional pretende distribuir la cuota de exportación en partes iguales entre las tres provincias.

Como se sabe, el gobierno establece cupos en función de estudios de sustentabilidad del recurso pesquero. Si el próximo año el cupo de 15.000 toneladas se repite y se reparte en tres, solamente quedarían  para la industria entrerriana 5 mil toneladas. Esta cantidad la exporta solamente una de las plantas de nuestra zona.

Explicó que el desarrollo que tienen las plantas procesadoras entrerrianas supera a las de otras de la región, además aquí tiene mucha importancia la pesca. “Nosotros tenemos mayor cantidad de kilómetros cuadrados de río y lagunas. Los pescadores capturan en aguas de Gualeguay, Diamante y especialmente de Victoria. Tenemos más de 500.00 hectáreas del delta”.

Si se aprueban cupos compartidos en partes iguales, nuestra provincia se vería seriamente perjudicada, agregó que son decisiones que se toman desde la Nación y desconocen esta realidad. “Las  cosas se deciden en Buenos Aires y hay un marcado desconocimiento de la pesca de río y la actividad económica que genera, lamentablemente. Tenemos que tener interlocutores que escuchen y conozcan cuál es la realidad. No hay que poner limitaciones al desarrollo hay que estimular el trabajo”, sostuvo. Agregó que tendrán una dura puja porque las cuestiones vienen planteadas desde el gobierno nacional con  escasa o nula participación de los actores provinciales. Agregó que sería interesante que el gabinete sume en el área pesca a algún representante de nuestra provincia, que conozca esta realidad.

Dejar respuesta