El presidente de la Federación Entrerriana de Transporte Automotor de Cargas (Fetac), Hermes Ludi, coincidió con el informe de la Federación Argentina de Entidades Empresarias del Autotransporte de Cargas (Fadeeac) en cuanto al aumento de los insumos para el transporte. “Lamentablemente, los aumentos de las tarifas no se dan hasta que llegan las cosechas, es muy difícil en pleno receso. Tenemos un desfasaje en contra”, contó.

El referente provincial añadió que con la cosecha de trigo, en el mes de octubre, posiblemente se vuelva a negociar un incremento para el flete. “No nos queda más que enterarnos del desfasaje que tenemos y esperar. El último incremento negociado fue en abril, cuando comenzó la cosecha gruesa”, lamentó.

Ludi añadió que debido a los costos muchos transportistas abandonan la actividad y se dedican a otra cosa, ya que a muchos empresarios les cuesta afrontar las cargas sociales de los choferes y la cadena de pago, que incluye el combustible, repuestos, seguros, peajes y demás insumos. A esa situación se le suma la competencia de transportes nuevos “que no se sabe de dónde aparecen”.

“El aumento de combustible es el disparador de los demás insumos, viene una inflación al poco tiempo. Los números son dispares año a año”, dijo por último el transportista en declaraciones a la agencia APF.

Dejar respuesta