Imagen de archivo

El bloque Radicales en Cambiemos presentó este viernes dos proyectos orientados a la reducción de la tarifa eléctrica en la provincia.

Una de las iniciativas es un proyecto de resolución para pedir a Enersa y a las empresas distribuidoras que adecuen la tarifa que efectivamente cobran por debajo de los máximos que fija el Epre en el cuadro tarifario, señalando que se trata de precios máximos y no necesariamente de los precios que las empresas distribuidoras deben cobrar a los usuarios.

El otro es un proyecto de Ley que modifica el régimen de energía eléctrica de la provincia, bajando los topes máximos de los impuestos municipales y del Fdeer.

La iniciativa surge del hecho de que Entre Ríos tiene “uno de los costos de distribución más altos del país. Eso explica que Corrientes, Misiones o la Ciudad de Buenos Aires se pague para un consumo similar menos de la mitad que en la provincia”, argumentó el diputado José Artusi.

El legislador advirtió que “la carga tributaria en Entre Ríos puede llegar a superar el 63 por ciento, según el consumo”.

El componente impositivo de la tarifa eléctrica en la provincia está compuesto por el Fdeer, que oscila entre el 13 por ciento y el 18 por ciento según el consumo; una contriobución municipal del 8,69 por ciento; tasas municipales en su mayoría en el tope del 16 por ciento y el IVA del 21 por ciento.

En este marco, el proyecto apunta, por un lado, a reducir los topes máximos que tienen los municipios para fijar tasas municipales de alumbrado público. “Hoy está en el 16 por ciento y nosotros proponemos reducirlo en una escala gradual, con un criterio progresivo. Allí la rebaja no sería tan significativa porque queremos afectar los menos posible a los municipios”, explicó el diputado autor de la iniciativa.

La escala propuesta fija topes de, 10 por ciento para consumos de hasta 150 kilovatios mensuales; 12 por ciento hasta 400 kilovatios y 14 por ciento para más de 400 kilovatios.

Por otro lado, propone “una rebaja sustantiva en lo que tiene que ver con el Fdeer” e incluso plantea que se coparticipe el 50 por ciento de lo recaudado por ese tributo “para que realmente la distribución de estos fondos sea mucho más ecuánime”.

La intención eliminar esa carga tributaria para la primera escala de consumo hasta 150 kilovatios, aplicar un tres por ciento hasta 450 y el 8 por ciento desde ese tope en adelante.

Además, incluyeron una cláusula que establece que los fondos deben ser destinados exclusivamente a gastos de capital para obras de desarrollo energético o de mejora de la eficiencia energética, “para evitar que se dilapiden los recursos de Fdeer”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here