Es el momento más esperado de toda fiesta, cuando ella llega todos se acercan y se preparan para degustarla. Sí, la torta es la gran protagonista de la mesa dulce. Los anfitriones conocen su importancia, por eso muchas veces dudan al elegirla, pues no quieren fallar. Se preguntan cuál es la mejor torta. La respuesta no es sencilla, pues todo dependerá del tipo de evento y del público. Teniendo en cuenta esto, hay que escoger una propuesta que les guste a todos.

Cuando los invitados son niños, lo recomendable es optar entre una chocotorta (la tradicional, realizada con galletitas de chocolate, dulce de leche y queso crema), una marquise o cheesecake de chocolate; en ese orden. Además de determinar el sabor, es importante terminar la presentación con una buena decoración. En las reuniones infantiles lo que mejor funciona es poner en la cobertura confites de colores, chips de chocolate blanco o con leche. Así ellos se entretienen sacándolos uno por uno.

Para los eventos masculinos hay dos opciones que funcionan muy bien. Se trata de la cheesecake de galletitas de chocolate y el brownie con nueces.

Hay una torta que nunca falla pues reúne en ella la combinación de todos los sabores preferidos. Es la marquise, que además es apta para celíacos, es muy suave y nada empalagosa, pues el dulce de leche se balancea con la crema chantilly sin azúcar que se deshace en la boca.

En los cumpleaños no fallan las chiffon (especie de bizcochuelo en el que se reemplaza la manteca por aceite) con distintos rellenos. Puede ser frutal (con kiwi, frambuesas o frutillas con chantilly), de crema de chocolate y nueces, dulce de leche y muchas más versiones. Para decorarlas, merengue italiano o ganache.

Dejar respuesta