El Sindicato de Empleados de Comercio acordó con las cámaras empresarias un aumento de 20% anual, que se aplicará en dos tramos de 10% y una cláusula “gatillo” si la evolución de la inflación en 2017 supera ese umbral.

Luego de las negociaciones en el Ministerio de Trabajo, el gremio que conduce Armando Cavalieri acordó con la Cámara Argentina de Comercio (CAC) y la Confederación de la Mediana Empresa (CAME) una suba salarial del 10% a partir de abril y otro 10% a partir de julio.

Las cámaras empresarias estuvieron representadas por Jorge Di Fiore y Osvaldo Cornide, respectivamente.

Además, pactaron una “cláusula gatillo” cuya implementación se analizará en octubre si la inflación supera el 20% acumulado para esa fecha. “El gremio quería esa cláusula, se conversó y se accedió a incluirla”, explicó Osvaldo Cornide, titular de CAME, a C5N.

Jorge Di Fiore, de la CAC, sostuvo que “es importante destacar la incorporación de la cláusula ‘gatillo’ en el mes de octubre de 2017 y enero 2018, en cuya virtud, y en la medida que la inflación supere la pauta salarial, se procederá a los ajustes que pudiera corresponder”.

El acuerdo tendrá vigencia por un año, es decir desde el 1° de abril de 2017 hasta el 31 de marzo de 2018, y como base de cálculo de dichos porcentajes se tomaron las escalas vigentes a abril 2017.

El primer tramo se incorporará en carácter remunerativo al salario a partir del 1° de julio de 2017, y el segundo mantendrá el carácter de no remunerativo hasta el 31 de octubre de 2017. Además, los dos tramos del incremento no serán acumulativos.

Dejar respuesta