Victoria.- Más de un centenar de comercios locales recibieron boletas de luz que superan los 20 mil pesos, y el fenómeno del ‘tarifazo’ no es potestad de las pymes y/o emprendedores comerciales, sino que involucra a los hogares en general. Así las cosas, desde el Centro Comercial Victoria presentarán un amparo para evitar el corte del suministro, cuya reposición hoy alcanza a 6.000 pesos.

“Hay despensas y/o pequeños restaurantes donde esta tarifa llegó a 15 y 20 mil pesos, respectivamente. Esto representa un problema serio para ese vecino y tantos otros que generan fuentes laborales con sus negocios”, advirtió Daniel Reffatti presidente del Centro Comercial local, y agregó que es un problema que lo están poniendo en la agenda de demandas del Concejo Provincial del Comercio Interior (Coprocin).

“Nos preocupa lo comercial pero también el impacto se hace notar en la boleta domiciliaria, con incrementos del 100 por ciento”.

Según nuestro interlocutor, ya en 2017 el funcionario Arroyo les anticipó que habría una actualización tarifaria importante en el presente año, “y en 60 días habrá otra actualización, por lo que hemos podido saber. Esto se ha salido de caja, porque este no es un impuesto más que no se paga y no pasa a mayores. Acá ante la no cancelación viene el corte del suministro y el cese de esa fuente laboral”.

Bajo este panorama, el entrevistado dijo: “Estamos estudiando la posibilidad de pedir la emergencia comercial, porque sinceramente es un cuello de botella, todo nos ha subido y trasladarlo a los precios sería perder competitividad”.

El impacto sería notable en los rubros gastronómico y alimenticio según manifestó Reffatti: “Ni hablemos de lo que pueden ser hoteles o emprendimientos turísticos. En definitiva, el abanico de problema está planteado para unos 150 a 200 comercios de este tipo, que estaban pagando la mitad de lo que les llegó en esta factura de ENERSA”.

Entre otras consideraciones, el presidente del Centro Comercial trajo a colación la propuesta del Diputado Julio Solanas, quien ha pedido la reducción del IVA para el usuario común de este servicio, “y en el comercio llevarlo al 14 por ciento”.

Sobre el final, Reffatti dijo que cuando se desglosa los porcentajes de la boleta, se puede identificar que un 18 por ciento es para la provincia, el 8,69 por ciento para la Municipalidad, y el IVA del 21%. “Ese 18 por ciento, vendría a representar un costo de mantenimiento del alumbrado para la ciudad, y por lo que uno aprecia, no se emplea para el cometido. Lo que nosotros pedimos, y que nos equipararía a otras provincias, es que la Municipalidad relegue ese porcentual, o por ejemplo, plantee un programa de inversión para direccionarlo hacia energías renovables y así abaratar costos. No lo ha hecho este gobierno municipal ni los anteriores”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here