La relación directa que hay entre la lactancia y la reducción de la tasa de mortalidad infantil es evidente. Aun así, un nuevo informe que fue dado a conocer por la OMS y UNICEF en los últimos días, reveló que solo el 40% de los niños menores de seis meses reciben lactancia materna exclusiva y solo 23 países de 194 registran índices de lactancia materna por encima del 60%.

La Semana Mundial de la Lactancia Materna (celebrada del 1 al 7 de agosto) lleva este año el lema Construyendo alianzas para proteger la lactancia: por el bien común, sin conflicto de interés” y promueve la leche materna como el mejor alimento para el recién nacido. A su vez, fomenta la construcción de alianzas a favor de la alimentación a través del pecho, así como acciones para mejorar las políticas y programas dirigidos a su protección.

La lactancia a partir de la primera hora de vida

Desde el Hospital San Francisco de Asís, la Licenciada en Obstetricia, Pamela Schneider, recomienda a las mamás que están amamantando sobre la importancia de la lactancia materna exclusiva en los primeros seis meses de vida del bebé, y a partir de entonces su refuerzo con alimentos complementarios al menos hasta los dos años.

“Este acto natural por el que la madre alimenta a su hijo a partir del momento en que nace, trae una serie de beneficios significativos para el crecimiento y desarrollo sensorial y cognitivo del niño a partir del momento en que es traído a la vida”, explicó la profesional en diálogo con Paralelo 32.

“La leche materna promueve el desarrollo sensorial y cognitivo, además de proteger al bebé de enfermedades infecciosas y crónicas” agregó la Obstetra. La lactancia natural exclusiva reduce la mortalidad infantil por enfermedades de la infancia como la diarrea o la neumonía, dos de las principales causas de muerte en los lactantes.

Finalmente la profesional indicó que “No solo es un beneficio para el bebé, sino que la lactancia natural contribuye a la salud y el bienestar de la madre, disminuyendo el riesgo de cáncer ovárico y mamario”.

Dejar respuesta