El titular de la Administración Federal de Ingresos Públicos (Afip), Alberto Abad, quiere erradicar el dinero en efectivo de las operaciones inmobiliarias. El fisco busca que tanto los pagos de alquileres como la compraventa de inmuebles se hagan con otros medios de pago, como tarjeta de débito, cheque o transferencias electrónicas.

Abad dejó en claro su anhelo de eliminar los pagos en efectivo de las transacciones inmobiliarias en al menos dos reuniones. El jueves, Abad recibió a organizaciones de inquilinos, para intentar coordinar la formalización de los contratos de alquiler. Semanas atrás, había dicho lo mismo en un encuentro con contadores, confirmaron a TN.com.ar dos personas que asistieron a esas charlas.

El jueves 11 de mayo, Abad, el subdirector general de Fiscalización de la Afip, Marcelo Costa, y el subdirector general, Sergio Rufail, recibieron a representantes de Inquilinos Agrupados, organización que encabeza Gervasio Muñoz y representa a los locatarios en Buenos Aires. Como muchos propietarios se niegan a entregar factura, los inquilinos que pagan impuesto a las Ganancias no pueden deducir el alquiler de ese tributo, lo que les redundaría en un descuento de hasta $4.330 mensuales.

De esa reunión, surgieron tres líneas de trabajo. En primer lugar, la Afip trabajará en una campaña de difusión para obligar a los propietarios de inmuebles destinados a alquiler a entregar factura.

En segunda instancia, el fisco habilitará canales de denuncia anónima, para que los inquilinos que no reciban comprobante fiscal puedan informarlo al fisco. Con esos datos, la Afip no interpelará directamente al titular del inmueble (para no exponer al locatario), sino que hará “rastrillajes” por zonas, ante la reiteración de casos.

La tercera línea de acción fue la bancarización. Abad manifestó su decisión de “eliminar el pago en efectivo en las operaciones de compra-venta y de alquiler”, según indicó Inquilinos Agrupados en un comunicado.

Consultados al respecto, voceros de la Afip indicaron que el organismo no puede prohibir las transacciones en efectivo, aunque trabajan “en la directriz de propagar los medio de pago electrónicos, porque detrás de eso está la formalización”.

Por lo pronto, las inmobiliarias estarán obligadas a trabajar con tarjeta de débito a partir de diciembre, según dispuso la Afip. “Deberán aceptar todos los medios de pago, pero no podemos excluir un medio de pago, como lo es el dinero en efectivo”, aclararon voceros del fisco.

Eso facilitará la formalización, porque la operación quedará registrada. Entonces, indicaron en la Afip, será más sencillo que la inmobiliaria o el propietario del inmueble entreguen factura. El ticket que rubrica la transacción con tarjeta de débito no funciona como factura: el inquilino debe conseguir el comprobante fiscal (factura o recibo a cuenta de terceros) para poder deducir el alquiler de Ganancias.

Dejar respuesta