Para frenar el éxodo de compras a países limítrofes, la CAME junto a la Cámara de Tarjetas de Crédito y Compra (Atacyc), diseñaron un plan de compras que, a diferencia del programa “Ahora 12”, alcanza especialmente al turismo fortaleciendo la oferta para agencias, hotelería y gastronomía en 12 cuotas sin interés. También abarca a rubros que el plan oficial no lo hace, como regalería, perfumerías, relojerías y productos de cualquier origen. “Es el acuerdo comercial más grande del país”, destacó el secretario general de CAME, José Bereciartúa, que remarcó que el beneficio se aplica todos los días para todos los rubros con todas las tarjetas y bancos.

Las ventas minoristas acumulan un descenso interanual del 2,6 por ciento en los primeros 8 meses de 2017, y esta tendencia se intensificó en las ciudades de frontera afectadas por la falta de competitividad frente a Chile, Paraguay y Brasil. Para poder contrarrestar ese efecto es que la CAME y la cámara que agrupa a las tarjetas de crédito llegaron a este acuerdo para 77 localidades en 15 provincias, pero sólo los gobernadores de Tierra del Fuego y Corrientes firmaron la extensión del plan hasta enero.

En cambio, la continuidad del plan peligra en Entre Ríos y otras 12 provincias: Chaco, Chubut, Formosa, Jujuy, La Rioja, Mendoza, San Juan, Misiones, Neuquén, Salta, Santa Cruz y Río Negro. Por eso los empresarios de esas provincias apuntaron a los mandatarios provinciales que aún no se definieron, porque corren el riesgo el próximo 8 de octubre de quedarse sin el beneficio. “Sería una pérdida porque ese plan nos ayudó bastante a aumentar las ventas en los últimos meses”, dijo ayer Hermes Rodríguez, presidente de la Cámara de Comercio de San Juan.

Lo que pide la CAME es que las provincias posterguen la retención del impuesto a los Ingresos Brutos para las compras realizadas con tarjetas, a fin de continuar ofreciendo las 12 cuotas todos los días. Actualmente, se cobra la retención en el momento que se liquida la tarjeta y los comerciantes piden que se realice con la declaración jurada, lo que les daría una tregua de hasta 40 días para abonar esos importes.

Dejar respuesta